HSBC GIF SINGAPORE EQUITY, inversión experta en Asia


La región asiática ha recuperado gran parte de su atractivo desde el comienzo de 2012. En términos de rentabilidad, la categoría VDOS de fondos de inversión de Renta Variable Internacional Asia ex-Japón obtiene un 10,75 por ciento, aunque algunos gestores casi consiguen duplicar este dato.

Es el caso del fondo de HSBC Global Asset Management, HSBC GIF SINGAPORE EQUITY que se revaloriza un 20,51 por ciento en su clase AC. Gestionado por una entidad que, dadas su cercanía y conocimiento de la región, está en una posición privilegiada para aprovechar las oportunidades que brinda.

En este caso concreto, su apuesta se centra en el mercado de renta variable de Singapur, en el que invierte al menos dos tercios de sus activos no monetarios, para formar una cartera bien diversificada de emisoras domiciliadas o cotizadas en un mercado de valores del país asiático.

De acuerdo con la filosofía de inversión de la gestora, existe una relación económica fundamental entre valoración y beneficios dentro del universo de renta variable del país asiático. Las ineficiencias de mercado llevan a divergencias en esta relación, que deberían corregirse con el tiempo. Las acciones atractivas muestran un posicionamiento consistente en el gráfico de valoración/beneficios, con lo que su objetivo es concentrarse en posiciones con valoración de outliers. Es un marco intuitivo que permite identificar compañías baratas, y que tiene como objetivo adquirir acciones de beneficios superiores a la media, a un precio inferior al precio medio de mercado. Una estrategia que ha demostrado una evolución superior a lo largo del tiempo.

El gestor del fondo es Kwok Wing Cheong quien, con una experiencia de más de 21 años en gestión, forma parte de un equipo integrado por 6 analistas sectoriales de la región y un equipo de 4 personas de Soporte a Inversiones. Antes de su incorporación a HSBC, Kwok Wing Cheong fue analista de inversiones en UBS Securities, Merrill Lynch y Overseas Union Bank Securities. Es CFA y CPA –Certified Practising Accountant- y Licenciado en ADE –contabilidad- por la Universidad Curtin, de Australia.

El proceso inversor parte de un universo de empresas con una capitalización superior a los 200 millones de dólares. Para llevar a cabo una primera selección, se genera un ranking en base a dos variables: beneficios futuros de cada compañía y valoración de mercado actual, seleccionando para su análisis las que se posicionan en posprimeros puestos del ranking. El siguiente filtro consiste en un análisis fundamental bottom-up de beneficios sostenidos y fortaleza financiera. Los activos resultantes pasan por un último filtro de límite activo de riesgos, definido para la cartera, y una selección de acciones de convicción, que dan como resultado la cartera final.

Una cartera compuesta por entre 20 y 40 acciones, que distribuye sus mayores ponderaciones por sector en Petróleo y Gas (23,18%) Financiero (21,66%) Industrial (19,91%) Bienes de Consumo (11,20%) y Telecomunicaciones (8,52%) y cuyas cinco mayores posiciones corresponden a United Overseas Bank Ltd Com Stk NPV (9,93%) DBS Group Holdings Ltd Ordinary SGD 1,00 (9,67%) Keppel Corporation Ltd Ordinary SGD 0,50 (9,52%) Singapore Telecommunications Limites Ordinary (8,53%) y Venture Corp Ltd Ordinary SGD 0,25 (4,61%).

Su historia de rentabilidades lo posiciona en el primer quintil a en los últimos periodos a uno y tres años, con un dato de volatilidad a tres años de 29,65 por ciento, que se reduce hasta 27,76 por ciento en el último periodo anual. Su Sharpe en este último periodo es de 0,38 con un tracking error, respecto al índice de su categoría, de 9,41 por ciento. Para invertir en este fondo es necesaria una aportación mínima de 5.000 dólares (aproximadamente 3.777 euros) aplicando a sus partícipes una comisión fija de 1,50 por ciento.

En opinión del equipo gestor, en el actual escenario económico de debilidad, surgen dudas en cuanto a la evolución de los beneficios de las empresas. Los costes laborales presionarán industrias intensivas en mano de obra, como los astilleros, al mismo tiempo que el PER (ratio precio-beneficio) actual de 18 veces –una valoración de final de ciclo- descuenta el descenso de beneficios esperado para las compañías cíclicas. A pesar de ello, el mercado está posicionado para una recuperación durante 2012, dadas las bajas expectativas.

Los bajos tipos de interés mantendrán, asimismo, un escenario de crédito benigno, pero un dólar de Singapur al alza y un crecimiento más lento del PIB del país, probablemente moderarán la expansión del crédito. Existe potencial para re-apalancamientos corporativos, lo que podría llevar a cambios en la estructura de capital (más dividendos y recompras de acciones) y a acciones corporativas (fusiones y adquisiciones).

Singapur se beneficiaría en gran medida de un QE3, con apoyo para las compañías cíclicas posiblemente derivado de una nueva fase de demandada de materiales o de plataformas petrolíferas, entre otros, reforzado por el crecimiento asiático.

La clase AC del fondo HSBC GIF SINGAPORE EQUITY registra una positiva evolución de rentabilidad-riesgo durante los últimos tres años, respecto al resto de fondos de su categoría, que lo hacen merecedor de la calificación 5 estrellas de VDOS.

Archivos adjuntos

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído