Hitos, novedades y reflexiones de la segunda Conferencia Anual de Inversores de Magallanes


Magallanes Value Investors celebró ayer su segunda conferencia para inversores. Un momento para repasar los hitos marcados, explicar las novedades e incluso hablar sobre los nuevos proyectos surgidos en España. Respecto a este último punto, Blanca Hernández, una de las socias fundadoras de esta gestora junto a Iván Martín, cree que todos los proyectos independientes tienen un punto común positivo, la alineación con los clientes.

Sin embargo, como experta en la búsqueda de gestores value para invertir a lo largo de muchos años, considera que hay puntos diferenciales entre Martín y el resto. Entre ellos, cita, “Iván suele tener más liquidez, una cartera más concentrada, y su círculo de competencia es Europa, mientras que otros tienen más posiciones en Asia y EE.UU.”

De los nuevos proyectos surgidos en España destaca que su debilidad es Cobas Asset Management y resalta que Francisco García Paramés, su mentor, tiene un temperamento muy parecido a Iván y que, al igual que su director de Inversiones, “son dos libros andantes”.

Por su parte, Martín considera que cada día que se anuncia el nacimiento de una nueva gestora independiente es una buena noticia. Por otro lado, respecto a la competencia que puede suponer los ETF, lo ve más como un reto que una amenaza. “Ayuda a desenmascarar aquello que no es gestión activa, que normalmente esta en gestoras de grupos que se dedican a distribuir productos”, puntualiza Martín.

Pese a que de su experiencia anterior subraya que es posible hacer value en una gran casa, señala que no es perfecto. “En lo que no es tuyo no puedes establecer las reglas, aquí tengo libertad total para implementar los principios de inversión hasta el final”, apunta. “El otro modelo está basado en la distribución, ni esta mal ni bien”, clarifica. Por otro lado, considera que en las casas grandes hay exceso de reuniones. “Aquí no tenemos, vivimos en un comité continuo sin darnos cuenta”, diferencia.

Magallanes Microcaps Europe, la gran curiosidad

Para que su filosofía de inversión siga teniendo sentido y que la rentabilidad no decaiga de entre un 10%-12% anual por el incremento de tamaño de los fondos, desde Magallanes se marcan como objetivo máximo no pasar de los 1.500-2.000 millones en la estrategia de renta variable europea, de los 400-500 millones en la ibérica y de los 100 millones en la de microempresas, último fondo lanzado por la firma.

Al ser la gran novedad de la firma fue la estrategia que mayor número de preguntas generó en la sala. Entre ella, si el nuevo fondo no iba a requerir nuevas incorporaciones en el equipo de análisis. En este sentido, Martín quiso aclarar que el 98% de las ideas que van a implementarse en este fondo ya estaban generadas desde hace tiempo, que va a ser una estrategia con una menor rotación y que requerirá una dosis de mayor paciencia. De ahí que premien al inversor a largo plazo y sea el único fondo con comisión de reembolso de toda su gama, algo que no les gusta, pero que desde su punto de vista, “supone un mecanismo de protección a los que están dentro”.

De todas maneras, sí que reconoció que si crecen los activos y ganan en complejidad y en producto, es natural que una persona más se incorpore al equipo. Hace unos meses, José María Díaz Vallejo abandonaba la entidad.

Lectura

El día a día de este equipo, reconoce Martín, es descartar ideas. Dedican un 95% de su tiempo al análisis y el 5% restante a explicar que hacen. Un trabajo que se resume en 250 reuniones con empresas y analistas al año (de media una reunión al día), 100 modelos actualizados cada trimestre y 24 conferencias, seminarios y presentaciones.

La columna vertebral de su análisis, indica Martín, es la lectura, al proceder una de cada tres ideas generadas de esta tarea. Le siguen la observación y la caída en precio, empatadas a una de cada cuatro, las reuniones y presentaciones, el 15%, y el resto de cambios estratégicos y situaciones especiales.

De las 40 empresas que analizan en profundidad, tras pasar un filtro preliminar, como puede ser un endeudamiento fuera de lo normal, solo una de cada cuatro entra en cartera. Las empresas más fáciles de analizar, resalta, aquellas comparables con otras que ya estén en cartera.

En cuanto a las características que deber reunir una compañía para esta en cartera citan siete tipos: poco seguidas e ignoradas por el mercado (Kapsch), fuera de moda (Uniper), controladas por familia (Fluidra), en buena situación financiera (Barón de Ley), preferencia por pequeños frente a grandes (Savencia), estructuras holding/organizaciones compleja (Sonae) y empresas en entorno competitivos favorables (Bouygues).

Ideas que se pueden encontrar en algunos de los tres fondos de la firma, Magallanes Iberian Equity, European Equity o Microcaps Europe, cuyo potencial de revalorizacion promedio se sitúa en un 40%, 48% y 70%, respectivamente. Hoy en día, estas estrategias suman cerca de 1.200 millones para una firma con 12 empleados, tras partir hace algo más de dos años con apenas 30 millones y cuatro personas. Asimismo, han pasado de tres a 8.000 inversores.

No obstante, recuerda Iván, están solo en un cuarto de su horizonte temporal, por lo que para ellos este periodo es corto plazo. “Dicho esto, es bueno ver que la rentabilidad es acorde con lo que decimos que hacemos”, remarca. Según Martín, la destreza de su cartera se demuestra en las caídas. “Una de sus ventajas es la protección de capital, no podemos hacer crecer el capital si no lo conservamos”, destaca. Como ejemplo, manifiesta, “después de dos años y pico sólo 4 o 5 valores están en perdida y en ningún caso supera el 16%”. Además, por otro lado añade que en las subidas, “la cartera por si sola hace el resto”.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído