Henderson GI: España podría volver al ruedo del mercado inmobiliario pronto


No hay gangas para los inversores en el mercado inmobiliario español, pero España podría volver al ruedo pronto. Es una de las conclusiones que se desprende del estudio "España podría volver al ruedo pronto, ¡pero no esperen gangas!" sobre el mercado de inversión no residencial de nuestro país elaborado por el área de negocio inmobiliario de Henderson Global Investors en España.

 

 

“Los fondos que deseen colocar capitales pronto deberán aceptar asumir mayores riesgos (situación, producto o calidad del inquilino) en los mercados principales, o bien dirigir las inversiones hacia otros mercados que se hayan pasado por alto", dice el informe. Si la última opción es la elegida y los inversores esperan encontrar gangas en España, "sufrirán una gran decepción”.

Y es que las oportunidades en las áreas core y core plus son pocas y dispersas. Los operadores con un conocimiento profundo y experiencia en gestión de activos deben dotarse, según Henderson Global Investors, de las mejores herramientas para descubrir el valor latente y maximizar las rentabilidades. El estudio también concluye que, por eso, las oportunidades en este mercado deben ser consideradas mediante un análisis individual de los activos, pues “el conocimiento del mercado local y unas capacidades contrastadas en materia de gestión de activos serán de vital importancia para alcanzar el éxito”. Así, desde la gestora consideran que los inversores potenciales necesitan deshacerse de sus ideas preconcebidas sobre el país y realizar una aproximación al mercado desde una perspectiva ascendente, analizando cada activo por separado.

Una teoría que aplica al sector de centros comerciales, uno de los sectores que según el estudio podría ofrecer las mejores oportunidades para los inversores transfronterizos en el momento actual. “Muchos de los centros comerciales disponibles siguen siendo relativamente ilíquidos e incluso aquellos que ofrecen una calidad decente y están bien situados tienen dificultades para encontrar un comprador en caso de no reunir todas las cualidades. Sin embargo, a diferencia de la inversión en oficinas —donde los inversores locales dominan—, los inversores extranjeros han participado en buena parte del reducido número de operaciones con superficies comerciales que se han realizado. Esto sugiere que quizá a los inversores extranjeros les resulte más fácil acceder al mercado siempre que se identifique el producto apropiado”, dice el informe. Según el estudio, el futuro es más esperanzador para este tipo de proyectos, ya que varias cadenas han terminado su estructuración y están considerando acometer una expansión prudente. Podría decirse que las rentabilidades de los centros regionales dominantes se sitúan en el 6% para los mejor ubicados.

Por último, afirma que existen pocos proyectos de oficinas, lo que perjudicará la oferta futura. "Las rentas prime son considerablemente volátiles y podrían proporcionar un crecimiento atractivo desde su bajo nivel actual. A la vista de esta situación, unas rentabilidades del 5,75% a partir de las rentas de mercado actuales resultan atractivas, lo cual explica probablemente por qué el mercado es mucho más caro en realidad.

En resumen, la publicación afirma que España merece ser considerada como destino del capital transfronterizo, pero con trabas. "El terreno de la inversión está lleno de baches, no existen gangas y el valor ha de ser identificado y extraído. El crecimiento de las rentas finalmente dejará atrás los mínimos actuales, aunque puede que los nervios de los inversores sean puestos a prueba durante los primeros años del periodo de inversión", advierte la entidad.

Empresas

Lo más leído