¿Hacia dónde va la industria europea de fondos de inversión?


Parece que la consolidación del sector europeo de fondos de inversión empieza a tocar fondo. Los datos del último informe de Lipper Thomson Reuters muestran que la tendencia bajista en cuanto al lanzamiento de nuevos fondos −iniciada tras el máximo histórico de 2010− se ha frenado, ya que en 2013 se realizaron prácticamente los mismos lanzamientos de productos que en 2012. Además, el número de fusiones de fondos y de liquidaciones también se mantuvo estable en 2013 con respecto al año anterior. Y se avista un posible cambio de tendencia: “Aunque la cifra neta de fondos disponibles en Europa continúa reduciéndose en términos globales, en el cuarto trimestre de 2013 se lanzaron más productos que en los tres trimestres previos”, apuntan los autores del informe, Detlef Glow, presidente de Lipper EMEA Research, y Christoph Karg, especialista de contenido para Alemania y Austria.

Radiografía del sector

Según datos de Lipper, a cierre de 2013, había 31.724 fondos de inversión colectiva registrados para su comercialización en Europa. Con 8.617 fondos domiciliados, Luxemburgo continúa dominando el mercado europeo, seguido de Francia (4.797). Por clases de activos, los fondos de renta variable siguen siendo los más numerosos y representan un 37% de los productos comercializados. A continuación encontramos los fondos mixtos (26%), fondos de renta fija (22%) y fondos del mercado monetario (5%). El 10% restante (englobados dentro de la etiqueta ‘otros fondos’) lo componen fondos inmobiliarios, fondos que invierten en materias primas, garantizados, y fondos de hedge funds.

Otro aspecto que destaca el informe es que las cifras de lanzamientos, liquidaciones y fusiones de fondos en el último trimestre de 2013 reflejan tendencias muy diferentes entre los fondos del mercado monetario y los ‘otros fondos’, donde los cierres superaron de forma abrumadora a los lanzamientos, y los fondos de bonos y mixtos que, aunque también registraron más liquidaciones y fusiones que lanzamientos en el trimestre, ofrecen un panorama mucho más sólido.

Perspectivas

En opinión de Lipper, las mayores exigencias regulatorias implican nuevos costes para la industria de los fondos de inversión −esta misma semana, el Parlamento Europeo y el Consejo alcanzaban un acuerdo para reformar la directiva europea UCITS−, presionando aún más los márgenes. Además, diversas gestoras se ven también presionadas por los requisitos de rentabilidad que les imponen sus matrices. “Por estos motivos, es probable que continúe el proceso de consolidación a medida que las gestoras reestructuran sus gamas de producto, ya sea en cuanto a las estrategias ofertadas o a las plataformas de distribución”, afirman los autores del informe.

Sin embargo, este entorno de mayores costes, menores márgenes y fuertes exigencias de rentabilidad no tiene por qué implicar un abandono de la innovación. “Los inversores siguen esperando que se lancen productos nuevos e innovadores”, explican Glow y Karg. “Pero puede que, en adelante, estos lanzamientos pasen a depender más de la demanda que del impulso del mercado”.

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído