"Habrá una convergencia entre la deuda pública de la Europa periférica y la Europa fuerte"


El entorno de bajos tipos de interés se mantendrá en Estados Unidos y Europa durante los próximos años, por lo que los inversores tendrán que seguir buscando activamente retornos capaces de batir a la inflación, algo cada vez más complicado en renta fija. Marco Meijer, gestor senior de fondos del equipo de Renta Fija Soberana de Pioneer Investments (en la foto central), con base en Dublín, explica que su estrategia consiste en sobreponderar la deuda pública de los países periféricos europeos, como España o Italia, para sacar un extra de rentabilidad a las carteras. Una estrategia que combina con una posición defensiva ante la deuda de los países core.

Y es que Meijer, que ha estado en Madrid para impartir una nueva sesión formativa sobre estrategias de derivados en renta fija dentro del programa Pioneer Investments Knowledge Lab que la gestora ha puesto en marcha con el IE Business School, cree en una convergencia entre la deuda periférica y la de los países de alta calidad europeos tanto por la continuidad del rally en la primera como por correcciones en la segunda.

“Vigilamos los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años, cuyo precio podría bajar tanto si los inversores empiezan a vender ante una mejora económica en el país como si la Fed pone freno a su programa de compra de títulos y, como consecuencia, se produce un desequilibrio entre oferta y demanda de forma que el mercado sea incapaz de absorber los bonos”, explica.

"Estamos cortos en la curva americana por la situación en la que se encuentra la economía del país, tanto de crecimiento como de política monetaria, pues va por delante de Europa", explica Cosimo Marasciulo, director de Renta Fija Soberana Europea y Divisas de la gestora. "Creemos que el Banco Central Europeo podría bajar los tipos de interés mientras que la Reserva Federal podría comenzar a subirlos", indica. El equipo de la gestora cree que puede haber una política monetaria menos acomodaticia por parte de la Reserva Federal que podría originar una mayor volatilidad.

Italia y España

Meijer, que se encarga de las estrategias de valor relativo en Pioneer Investments desde 2008 centrándose especialmente en los derivados de tipos de interés, defiende que desde principios de año en la gestora estén largos en deuda pública española e italiana –aunque con una ligera reducción de las posiciones tras las elecciones en Italia–, porque creen que seguirá la rotación de flujos desde la deuda de alta calidad y bajo retorno hacia este tipo de mercados de rentabilidades más atractivas.

El equipo de la gestora piensa que las agencias de rating darán a España más tiempo antes de tomar ninguna decisión sobre su calificación, pues cualquier rebaja significaría dejar su nota por debajo del grado de inversión, ya que actualmente se encuentra a justo un escalón del cambio. "No esperamos una bajada de rating pronto. Estamos empezando a ver el efecto positivo potencial de las reformas estructurales llevadas a cabo", dicen en la gestora.

Los próximos pasos del BCE

Meijer confía en la capacidad del Banco Central Europeo para estabilizar la situación aunque reconoce que hay puntos débiles, como la capacidad de ayudar a las empresas a financiarse. “El coste de financiación de los bancos aún es alto y tienen que solucionar sus problemas, antes de activar el crédito a las pymes. No creo que el BCE acepte como colateral créditos titulizados de las empresas”, dice. Pero cree que lo que sí hará será recortar de nuevo los tipos de interés, hasta dejar los de referencia en el 0,25%, los de los depósitos en el 0% y el marginal en el 0,5%.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído