Tags:

“Habrá más oportunidades de ganar dinero en Asia que en 2008”


“Este es un mercado bajista. Habrá oportunidades y rebotes importantes. Este año será muy difícil, pero hay más oportunidades de hacer dinero en Asia que el año pasado si se maneja bien el riesgo”, afirma Stuart Winchester, gestor del RCM Oriental Income Fund, de Allianz Global Investors.

Winchester considera que hay buenas oportunidades en convertibles, crédito, renta variable y high yield de la región. Su fondo, que invierte en convertibles, renta fija y renta variable con mucha flexibilidad, mantiene siempre como mínimo un 50% de exposición a bolsa porque el gestor considera que “en el largo plazo Asia ofrece un alto potencial”.

En bolsa, las valoraciones siguen siendo atractivas, aunque Winchester reconoce que el PER puede resultar engañoso. “Los beneficios son una incógnita, hay muy poca visibilidad. Ahora le doy más énfasis a mirar la cuenta de resultados y a buscar compañías que tengan fuerte flujo de caja y poco apalancamiento. Si miras el precio con respecto al valor en libros, está en mínimos”, comenta Winchester.

El objetivo del fondo de RCM es conseguir una rentabilidad superior al 10% en el largo plazo, algo que el gestor considera asumible. “Los datos económicos son catastróficos, increíblemente malos. Pero la caída de la actividad es temporal”, destaca.

“Hay mucho que hacer en Asia. Llevo más de 20 años allí. Las cuentas de las empresas son más fuertes que nunca y la renta variable ha sido más golpeada que en ninguna otra parte por razones técnicas y porque cotizaban con prima. Es probable que este año el mercado termine plano o ligeramente arriba”, añade.Winchester, que cuenta con 24 años de experiencia y 16 de ellos gestionando dentro de RCM, asegura que “en Asia hay muchos temas de inversión interesantes. En infraestructuras hay que ir con cautela. Muchas acciones descuentan ya lo mejor. En el sector automovilístico, por el contrario, los precios ya descuentan lo malo”.Por países, el gestor ha vuelto a invertir en India por primera vez en un año. Una de sus apuestas de futuro es el mercado japonés. “El caso de Japón es muy frustrante. Pero es como estar en un sitio que gira. No te das cuenta, pero se mueve. Las empresas japonesas se adaptan bien y la rentabilidad por dividendo ha mejorado. Por valoraciones resulta un mercado atractivo. Mucha gente está harta de Japón. Una generación entera está harta y creo que ahí está la oportunidad si se es paciente”, explica.

Winchester cree que 2009 será un buen año para los que sepan escoger bien las compañías en las que invierten y destaca el espíritu de sacrificio que impera en la región. “En Asia la gente sabe que el momento es difícil, pero hemos pasado ya por muchas crisis. La actitud es que saldremos adelante otra vez. Lo bueno de Asia es que la gente asume sacrificios y se prepara para salir adelante. Además, ahora hay más herramientas para salir del atolladero que en crisis anteriores”, dice.

Lo más leído