¿Ha descontado la acción de Repsol la incertidumbre sobre YPF? Los analistas responden


Repsol YPF es, y sigue siendo, una de las principales recomendaciones de los analistas para 2012. Sin embargo, la apuesta por el valor no está siendo muy rentable, al menos para aquellos que decidieron entrar en su accionariado a principios de año. Su cotización se ha movido al son que ha dictado un Ibex 35 que en lo que va de año sufre una caída del 15%”. Lo explica una masiva huida de capital extranjero del mercado español que, en términos globales, podría haber alcanzado ya los 100.000 millones de euros en los últimos doce meses. En el caso concreto de Repsol YPF, el riesgo España ha lastrado significativamente a una compañía que desde enero ha perdido más de un 25% de su valor en bolsa.

Pero, ¿ha descontado ya el mercado lo que supondría para la compañía la expropiación de YPF? Para la mayoría de los analistas consultados por Funds People, la respuesta es sí. En términos generales, consideran que el castigo que le ha sido infligido al valor ha sido excesivo, al haberse producido con el pretexto de ser una compañía con nacionalidad española. Aunque hay quien duda de si el valor podría seguir viéndose penalizado en un futuro, lo cierto es que su cotización actual parece relativamente barata teniendo en cuenta que en apenas tres meses y medio al precio de su acción le ha sido descontado prácticamente lo que vale actualmente la participación que tiene en YPF.

Según Ignacio Cantos, director de inversiones de Atlas Capital, “la situación de lo que está ocurriendo con Argentina es impresentable y demuestra que Argentina es el país de mayor inseguridad jurídica del mundo”. Por lo pronto, la incertidumbre que se ha generado en torno a YPF le ha hecho perder a la filial desde febrero casi un 50% de su valor en la Bolsa de Nueva York, al haber pasado de cotizar a 40 dólares a hacerlo a 22, unas dudas que –en su opinión- le servirían al Gobierno argentino para pagar un precio por la compañía ridículo, en caso de que al final se opte por la negociación.

En lo que respecta a la evolución de Repsol en bolsa, la compañía ha perdido en el mercado español siete euros en lo que va de año, que es básicamente lo que aporta YPF. Por ese motivo, Cantos entiende que la petrolera está en precio y no debería seguir sufriendo en el mercado, más aún teniendo en cuenta que Repsol YPF no ha ejercido en los últimos meses su papel de valor refugio. “Entrar en un escenario de incertidumbre es lo peor que le puede pasar a una compañía en bolsa, y esto es lo que está pesando sobre el valor”, asegura el experto.

En unos términos muy similares se pronuncia Nicolás López, director de análisis de M&G Valores, quien entiende que para la cotización de Repsol YPF “no sería lo mismo llegar a un acuerdo en el precio de venta a que se produzca una expropiación en toda regla”. Tan es así que López considera que, si el Gobierno argentino pagase el precio de mercado, “no sería una gran operación para la petrolera pero al menos se evitaría un impacto negativo en la cotización de una compañía que, comparada con el resto de petroleras, está barata”. Este experto afirma además que, pese a las circunstancias actuales, las perspectivas para Repsol YPF siguen siendo muy favorables.

En este sentido, Natalia Aguirre, directora de análisis y estrategia de Renta 4, afirma que la compañía está barata y, por ello, la mantiene en cartera. “¿Significa esto que debamos comprar más?”, se pregunta la experta. “Por ahora, lo más prudente es esperar a la resolución del conflicto con el Gobierno de Kirchner”, señala. Y es que, en su opinión, la incertidumbre que existe sobre este asunto es todavía muy elevada, después de que la petrolera haya afirmado no haber recibido ninguna notificación oficial desde el cono sur.

A juicio de la directora de Renta 4, conocer las implicaciones que todo este asunto tendrá para Repsol YPF “dependerá en buena medida del precio al que finalmente se realice la operación, si es que ésta se llega en algún momento a ejecutar”. Aguirre cree que, a efectos de imagen, la postura que parece estar adoptando el Gobierno argentino es muy negativa por la inseguridad jurídica que transmite, por lo que manifiesta sus dudas de que el ruido mediático que se ha generado “sea simplemente un intento por forzar una negociación”.

No hay que olvidar que Argentina es un mercado denostado por los inversores, precisamente por la inseguridad jurídica que transmite. Ni siquiera el crecimiento económico que está experimentando el país está sirviendo para incentivar la inversión extranjera en una economía con un PIB similar al de la Comunidad de Madrid. En este sentido, muchos gestores reconocen evitar la exposición al país, incluso aquellos que tienen al mercado suramericano como su universo de inversión. Aunque el peso de Brasil en este tipo de carteras es indudable, países como Colombia, Perú o Chile adelantan claramente a Argentina en interés.

Profesionales

Lo más leído