Grandes tendencias del mercado UCITS en 2013


Si ayer analizábamos cómo ha evolucionado la industria de las IIC en Europa y Estados Unidos en 2013, hoy centramos nuestra atención específicamente en el segmento UCITS. Según datos de la Asociación Europea de Fondos y Gestión de Activos (EFAMA), los productos armonizados, cuyo número alcanzaba los 35.618 al cierre de 2013, registraron el año pasado suscripciones netas por valor de 229.000 millones de euros, unos 33.000 millones más que en 2012 y su nivel más alto desde 2006.

Las ventas netas alcanzaron los 51.000 millones en el cuarto trimestre. La demanda de los fondos de renta variable se mantuvo sólida en el periodo con entradas netas de capital por valor de 40.000 millones, frente a los 27.000 del trimestre anterior. Los fondos de renta fija volvieron al terreno positivo en el cuarto trimestre y se anotaron captaciones netas de 3.000 millones tras los 10.000 millones en reembolsos registrados tres meses antes. Los fondos mixtos también registraron entradas de flujos por 30.000 millones, mientras que los fondos del mercado monetario volvieron a registrar reembolsos netos por séptimo trimestre consecutivo (21.000 millones de euros), lo que sitúa la cifra total en el año en 84.000 millones.

Los UCITS de largo plazo (es decir, excluidos los monetarios) registraron su segundo mejor año de los últimos diez, con entradas netas de capital por valor de 313.000 millones de euros (frente a los 233.000 de 2012) de los que 114.000 correspondieron a fondos mixtos, 99.000 a fondos de renta variable y 70.000 a fondos de renta fija.

EFAMA atribuye la aceleración de la demanda de fondos de largo plazo, que se anotaron 72.000 millones de euros netos en el cuarto trimestre de 2013, al creciente optimismo sobre las perspectivas económicas. La demanda de fondos de acciones se mantuvo fuerte en el último trimestre del año y las suscripciones de fondos mixtos aumentaron gracias a la mejora del sentimiento inversor. La demanda de fondos de bonos, por su parte, lleva sufriendo desde mayo a consecuencia del aumento de los tipos de interés.

Las entradas de capital registradas en 2013 se tradujeron en un crecimiento patrimonial neto del 20,6% (2.531 millones de euros) en el caso de los fondos de renta variable y del 11,7% (1.113 millones) en el de los fondos mixtos. A pesar de que la segunda mitad del año fue difícil, el patrimonio de los fondos de bonos acabó registrando un incremento neto del 4,9% (1.492 millones). Los fondos monetarios, por su parte, se anotaron una pérdida patrimonial del 10% que deja los activos netos en 912.000 millones de euros.

Por países, Luxemburgo sigue siendo el domicilio preferido de los inversores y en 2013 marcó un nuevo récord al atraer 153.000 millones de euros de flujos netos. Le sigue Irlanda, que captó 56.000 millones y España, que con 23.000 millones alcanza el podio en términos de captaciones netas, por delante del Reino Unido (22.000 millones) e Italia (13.00 millones). En total, más de 20 países europeos se anotaron suscripciones netas por un valor superior a los 1.000 millones de euros, incluidos Alemania, los países nórdicos, Suiza, Hungría, Polonia y Portugal. Francia, por su parte, soportó reembolsos netos por valor de 75.000 millones de euros, relacionados principalmente con los fondos monetarios.

Con un patrimonio de 6,8 billones de euros, el segmento UCITS representaba el 70% del mercado europeo de fondos de inversión al cierre de 2013. El 30% restante, correspondiente al segmento no armonizado, contaba a final del año con 19.524 fondos por un valor total de 2,9 billones de euros y registró un crecimiento patrimonial del 8,8% en 2013.

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído