Go contrarian to find the edge in chinese equities


El consenso de mercado piensa que la bolsa china está cara, sin embargo en agregado está mas barata que la bolsa americana y sus beneficios futuros pueden darles a los inversores lo que buscan.

Skandia apuesta por la renta variable de los mercados emergentes. Pensamos que se comportará relativamente mejor que la renta variable de los países desarrollados y mejor que otras clases de activos debido al fuerte crecimiento de las economías emergentes y de los beneficios de las compañías, que presentan además valoraciones razonables, y al entorno de bajos tipos de interés en los países desarrollados. El mayor riesgo sería una subida excesiva de la inflación que conllevara subidas de tipos por encima de lo esperado.

Dentro de los mercados emergentes y después de un año 2010 decepcionante, la bolsa china subirá en 2011, posiblemente con fuerza. Se verá favorecida por la fortaleza de su economía, unas valoraciones atractivas y un entorno global favorable con bajos tipos de interés en los países desarrollados. Este escenario podría verse amenazado por un repunte elevado de la inflación que obligará al Banco Central de China a continuar aplicando una política monetaria restrictiva agresiva y por la posibilidad de que la debilidad de los países europeos periféricos se extienda al resto de Europa y más allá de sus fronteras.