Gesconsult reorienta su foco en renta variable hacia las small & mid caps europeas


Por potencial de crecimiento, por estar menos cubiertas por los analistas y por haber menos oferta local de este tipo de fondos en España. Estas son las tres razones básicas que están llevando a Gesconsult a invertir cada vez más en las pequeñas y medianas compañías europeas dentro de su estrategia de renta variable.

En su última presentación sobre visión de mercados y estrategia de inversión, en la que se recalcó la idea de que “la hora de Europa ha llegado”, los gestores de la boutique reconocieron que “estamos reposicionando los fondos europeos cada vez más hacia small & mid caps europeas”. De hecho, afirma Lola Jaquotot, “nuestro objetivo es que el fondo Gesconsult Crecimiento Eurozona sea 100% de small & mid caps europeas progresivamente”.

Este nicho de mercado tiene su reflejo, en gran medida, en compañías como las pequeñas industriales, muchas de las presentes en la cartera del fondo procedentes de Francia. En sentido amplio, el Gesconsult Crecimiento Eurozona tiene un alto posicionamiento en empresas francesas (algo más del 33% de la cartera hoy, aunque han llegado a representar el 40% incluso), “un mercado con alto potencial y sin riesgo político”. Entre otras, cuenta con posiciones en compañías de consumo cíclico y no cíclico (relacionadas con el queso, el lujo o los gases industriales, por ejemplo), así como en automoción y piezas para automóviles. Sin ir más lejos, Jaquotot se sorprende de lo barata que está Renault, consciente de que el culpable de su bajo precio es el escándalo por el posible fraude en el control de emisiones de sus motores diésel.

En renta variable, el estilo de gestión de Gesconsult va un paso más allá del tan de moda value investing. “Estudiamos las tripas de las compañías, pero también le damos importancia a la macroeconomía. Gracias a ello”, afirma Alfonso de Gregorio, director de Gestión de la firma, “hemos tenido bancos en cartera desde el año pasado”.

Dos sectores a explotar: bancos y papeleras

Bancos europeos y españoles tienen un gran protagonismo en las carteras de los fondos de Gesconsult en estos momentos. Nombres como CaixaBank o Bankia han ganado peso, mientras que Bankinter sigue manteniendo su rol. Respecto a este último banco, “aunque no está barato, sigue creciendo y ganando cuota de mercado”, justifica Gonzalo Sánchez, analista.

Tras la rápida e inesperada resolución de Popular, que lo ha dejado en manos de Santander, el mercado se ha cebado durante la última semana con la viabilidad de Liberbank, sobre quien también se han sembrado importantes dudas en torno a su futuro. “No se parece en nada a Popular. Tiene la cartera de activos más protegida de la historia, ya que ha tenido encima el esquema de protección de activos. Por eso, hemos aprovechado la corrección para tomar una mayor posición en Liberbank”, reconoce Sánchez. “Sin embargo”, aclara, “nunca hemos tenido acciones de Popular. No conocíamos ni conocemos hoy aún todo por dentro. Preferimos ser humildes, pecar de ignorancia y estar fuera”. Lo mismo les ocurre con Deutsche Bank, de quien tampoco tienen acciones.

Un banco europeo que sí entra con fuerza en los fondos de Gesconsult es UniCredit, introducido por vez primera. “Está llevando a cabo una buena reestructuración con el plan de la nueva directiva”, cree Jaquotot.

Al margen de la banca, el sector papel también está muy representando en las carteras de la boutique. “La celulosa sale del mundo general de las materias primas. Su uso está muy ligado al crecimiento de las clases medias, especialmente el del tisú y la celulosa de eucalipto. A medida que las condiciones higiénicas en los países emergentes mejoran, la demanda de celulosa crece”, ponen en contexto sus gestores.

Cómo beneficiarse del repunte de la inflación y los tipos a largo

El bajo nivel de los tipos de interés, el auge de la inflación y las políticas fiscales expansivas hacen que Gesconsult prevea el fin del mercado alcista de la renta fija. En base a la evolución de los futuros sobre el Euribor 3 Meses, la firma considera que este indicador podría estar por encima del 0% a mitad de 2018. En este sentido, y para aprovecharse del repunte de la inflación y los tipos a largo, David Ardura, subdirector de Gestión, recomienda tener en cartera duraciones cortas, bonos flotantes en euro y en dólar, coberturas sobre el bono a diez años y bonos ligados a la inflación.

Estados Unidos sirve de guía al respecto. El Libor 3 Meses empezó a subir año y medio antes de la subida efectiva de tipos. “Pensamos que es una oportunidad ir construyendo cartera en bonos flotantes en euros con la idea de que ocurra algo similar en Europa”, señala Ardura. Así, el 75% de su fondo monetario ya tiene bonos flotantes en cartera.

Otro activo puesto en entredicho a raíz de la crisis de Popular son los CoCo. “Los CoCo no son malos, nos gustan como activo, pero siempre depende del emisor”, asevera. Si bien no han tenido CoCo de Popular, sí los tienen de Santander, BBVA y Bankinter.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído