Gesconsult: “España es diferente al resto de PIGS y los fundamentales apoyan una subida bursátil”


Los cimientos para la recuperación bursátil ya están asentados. Así lo cree Gesconsult, que en su último desayuno trimestral con medios de comunicación apoyó la tesis de que el mercado español está barato, lo que deja un gran potencial a las subidas teniendo en cuenta que el riesgo de deuda soberana está dejando paso poco a poco a los fundamentales. Desde la entidad, Alfonso de Gregorio, su director de gestión, valoró muy positivamente el hecho de que desde comienzos de año el comportamiento de la prima de riesgo de España haya descendido, desmarcándose del resto de países periféricos y asemejándose a otros como Bélgica o Italia, algo que explica las recientes subidas en bolsa y que abrirá paso a las futuras.

En este contexto más positivo para las bolsas, Joaquín Hernández-Ros, director de gestión de patrimonios, explicó que, aunque todavía la mayoría de las suscripciones de sus fondos se están centrando en la parte más conservadora de su oferta (los fondepósitos), ya se empieza a notar el mayor apetito de los inversores por entrar en renta variable, sobre todo por parte de asesores independientes, familiy offices e inversores institucionales. “Es el momento de entrar en bolsa ahora que nos alejamos de los PIGGS, pues el español suele entrar con seis meses de retraso”, afirma, más aún cuando hay mucha liquidez en el mercado fuera de la renta variable. Para ello, desde Gesconsult apuestan por una verdadera gestión y rechazan los fondos indexados o ETF. “La gestión independiente tiene un hueco claro en España durante los próximos años”, afirma David Ardura.

En este sentido, consideran que ha habido un cambio de discurso en Europa y que se puede considerar que España sí es diferente. “El rescate de Portugal ya estaba descontado y además aporta seguridad y elimina incertidumbre en el sistema financiero en la medida que ha sido buscado por los propios bancos”, afirma De Gregorio, descartando un contagio a España. “El dique parece estar ahí, teniendo en cuenta que el anuncio del rescate no se ha contagiado a la prima de riesgo española, que incluso ha bajado de los 180 puntos básicos”, añade Ardura, lo que muestra ese cambio de percepción por parte de los inversores internacionales y una mejor acogida de la deuda soberana. En definitiva, los analistas hacen hincapié en que “el mercado español ya no es lo que era”, ante la reorganización del sistema financiero y las cajas de ahorros, el desapalancamiento del país o la mejora del déficit, factores positivos que nos alejan de los PIGGS. “En la medida en que el riesgo soberano se mantenga controlado, la bolsa empezará a reflejar sus fundamentales y éstos dan soporte para los próximos años”, afirman.

Entre ellos, las atractivas ratios a las que cotiza el Ibex-35, de 9 veces sus beneficios con una rentabilidad por dividendo del 5,3%, y con un buen ritmo de crecimiento de los beneficios (en 2010 fue del 18%) que no se verá interrumpido por la subida de tipos iniciada por el BCE y que además sitúa a las compañías en el punto de mira de cara a posibles compras que se reactivarán a medio plazo, en sectores como el de materias primas. “Las bajas valoraciones ofrecen rendimientos positivos a las empresas compradoras por primera vez en 10 años, contrariamente a lo que ha ocurrido en el pasado. Es una forma de añadir vino al agua y no al revés”, dice De Gregorio.

Para los expertos, el mercado cuenta además con el apoyo del mercado estadounidense, impulsado por las políticas de la Fed al menos hasta junio y después, creen que los resultados empresariales de EEUU han mostrado que se ha conseguido el objetivo deseado, lo que podría seguir dando apoyo a la bolsa, aunque aún habrá que ver cómo se mueve el mercado de crédito tras la retirada de los estímulos. Eso sí, cuando la Fed inicie la subida de tipos lo hará de forma agresiva.

En este escenario, las apuestas se centran en firmas de tamaño mediano que tienen internacionalzados sus ingresos, como TPN, Total Fina, Acerinox -ante el buen momento de las materias primas-, Vidrala, Pescanova o Europac. La apuesta de Gesconsult por la bolsa, en cuyos fondos empiezan a ver entradas que creen se potenciará en los próximos meses, no es incompatible con la otra gran apuesta de la compañía, los fondepósitos, con oportunidades de rentabilidad de en torno al 4%, que además les han proporcionado el mayor incremento patrimonial de los últimos meses.

Empresas

Lo más leído