Generali Investments estrena en España un fondo de retorno absoluto


Generali Investments, gestora de activos del Grupo Generali, ha registrado recientemente en la CNMV el fondo Generali AktivMix Vario Select, un producto UCITS III lanzado en abril de 2006 y reservado hasta hace poco para el grupo con una filosofía de retorno absoluto (pretende superar el índice Eonia más 300 puntos básicos) que divide su cartera entre activos estratégicos de muy bajo riesgo y asignaciones tácticas que varían dependiendo de las circunstancias del mercado. Y todo, con un objetivo de volatilidad por debajo del Bund alemán a 10 años.

El fondo, con liquidez diaria, refleja la capacidad de asignación dinámica de activos del grupo, que ha conseguido rentabilidades agregadas del 17,6% desde su lanzamiento con una volatilidad anualizada del 2,71%. Uno de los secretos para conseguirlo ha sido la cautela a la hora de invertir en activos muy líquidos, según comentan desde la gestora, minimizando al riesgo divisa y renunciando al apalancamiento.

El fondo busca ante todo preservar el capital. Para ello, el punto de partida para todas las decisiones de gestión es cuantificar el presupuesto de riesgo, usando un sistema VaR (enfoque clásico 10 días con 99% nivel de confianza). “En este punto, el fondo empieza cada año invirtiendo en activos de muy bajo riesgo o core”, como renta fija europea de calidad y de corto plazo (bonos de gobierno con un vencimiento hasta tres años), cédulas hipotecarias (vencimiento hasta tres años), instrumentos del mercado monetario y liquidez, comentan desde Generali Investments. Todos estos activos estratégicos son europeos.

En el segundo paso viene la asignación táctica. Es decir que, una vez calculados los objetivos y riesgos, y descontados los gastos y las comisiones, el equipo de cuatro gestores decide en qué se invierten los activos del fondo no posicionados en la parte core, en este caso de forma táctica y global, en función de las perspectivas de los mercados.

El universo de esta inversión táctica está compuesto por crédito, bonos de duración larga, renta variable, convertibles, divisas, materias primas e incluso estrategias neutrales de mercado, aunque no son lo más común. Además, puede tener duración negativa lo cual es una ventaja en caso de subidas de tipos. “No pretendemos ver qué pasará en el futuro, sino captar el momentum de mercado, el corto plazo”, explican en Generali Investments. De ahí que, si hay dudas, se renuncie a invertir. De hecho, este año ha sido complicado y reconocen que la parte del fondo dedicada a esta asignación táctica ha sido escasa, debido a la incertidumbre. Las ganancias del año natural de la parte táctica contribuyen a aumentar el presupuesto de riesgo en un 50%, mientras el otro 50% se dedica a ampliar el colchón de seguridad.

Para la asignación de activos el equipo gestor depende en gran parte de un amplio equipo interno de análisis macro (más de 12 analistas senior). Así, el equipo gestor aprovecha los especialistas en diferentes clases de activos para maximizar los resultados (alfa transportable). La gestión de riesgos se basa en una definición clara de las clases de activos invertibles y un análisis constante del presupuesto de riesgo disponible. La comisión agregada de gestión es del 1%. Generali Investments gestiona más de 3.000 millones de euros de activos en esta estrategia.

 

 

Empresas

Lo más leído