Gartmore European Absolute Return Fund, oportunidades hedge al alcance de todos


Irónicamente, “gracias” a los reembolsos masivos de la industria hedge durante el 2008, y al descalabro y atonía de ideas de la gestión tradicional, las gestoras han comenzado a sacar “conejos de la chistera”. Algunos jugadores que han sabido combinar long only y long short traen al mundo regulado sus estrategias hedge exitosas. Una buena oportunidad para adquirir verdaderas joyas de la industria de la gestión de activos en formato onshore y regulado.

El fondo de Gartmore se trata de la versión UCIT III del AlphaGen Capella Fund, un hedge con un exitoso track record a sus espaldas. El fondo se lanzó el pasado 1 de Marzo y se trata de una colocación limitada a 200 millones de euros de patrimonio, momento a partir del cual procederá al soft close del fondo.

Para la selección de los valores tiene en cuenta los siguientes factores: Precio y volúmenes: Busca que haya fortaleza en el negocio a largo plazo de las compañías donde invierte y presta bastante atención a los volúmenes negociados para captar las tendencias. Gestión: Mejoras en los balances, emisión o recompra de acciones. Privilegian compañías que apoyen el valor para el accionista. Valor relativo: Basándose en los flujos de caja y rentabilidad por dividendo.

El fondo está gestionado por Roger Guy y Guillaume Rambourg que trabajan juntos desde hace 10 años. En este período sólo han tenido un año de rentabilidad negativa, que fue precisamente 2008 con un –2,9%. En estos 10 años la rentabilidad anualizada que lograron ha sido del 13,7% con un 8,25% de volatilidad.

Van a aportar la experiencia en la gestión de estrategias long/shorts seguidas en el Alphagen. La exposición neta puede fluctuar entre el 0% y 50%, la media histórica está en el 20% lo que refleja que los mercados son más alcistas que bajistas en el largo plazo.

Realiza una selección de valores activa que se basa en el bottom up con sesgo a compañías de gran capitalización y sin decantarse por un estilo en concreto: buscan empresas que consideren que puedan sorprender positivamente en su crecimiento a un buen precio, sin limitarse a compañías growth o value (GARP).

La cartera se compone de entre 50 y 100 valores con una elevada rotación. Para la cartera buscan combinar posiciones a largo plazo (3-6 meses) con otras más tácticas a corto plazo (días), con un 50% para cada estrategia; sin embargo, creen que en los próximos meses tenderán a realizar más estrategias a corto plazo debido a las condiciones del mercado.

En cuanto a operativa, el fondo UCIT III tomará las posiciones largas directamente en contado y las cortas a través de futuros o CFDs principalmente. El resto del patrimonio estará invertido en Euro Bills y depósitos, para poder atender la liquidez diaria

Tiene una política de stop loss, por la que ejecuta ventas tras caídas entre el 10-15%, así como un estricto control de riesgos.

Por sectores están positivos en telecomunicaciones, que consideran que son los únicos que podrán mantener los dividendos, y en segundo lugar en compañías farmacéuticas.

Conclusión

A pesar de su gran comportamiento histórico tras haber atravesado todo tipo de mercados, en 2008 asistimos a su primer año en negativo, algo que debemos tener en cuenta a la hora de invertir ya que a pesar de su flexibilidad, tiene exposición neta a mercado.

Aún así, nos parece una oportunidad única para trabajar con un equipo gestor consolidado y con resultados muy destacados en long only y long short. Pensamos además que esta oportunidad se nos brinda por dos motivos: En primer lugar por la búsqueda de productos regulados con un carácter diferencial que están acometiendo en general las gestoras. Y por otra parte, un año de salidas en la industria hace que “paguen justos por pecadores” y otorga capacidad a la estrategia, que debemos aprovechar.

Lo más leído