Tags: Negocio |

GAM se renueva por dentro para superar la crisis de confianza


¿Se puede recuperar una gestora de una crisis de confianza? Es el reto al que se enfrenta GAM después de que en verano anunciase el cierre entero de su gama absolute return bond (ARBF) y la incertidumbre que ello generó respecto al control de riesgos de la firma. Con un nuevo CEO a los mandos, un hombre de la casa y con amplia experiencia en la dirección de gestoras, GAM mira ahora hacia una nueva etapa. Y tocará remangarse. 

Las primeras horas del nuevo consejero delegado –temporal, según el comunicado oficial- son toda una declaración de intenciones. El tono de David Jacob ha sido razonable y consciente de los retos a los que se enfrenta. En medio de las dudas del mercado, Jacob habla de proteger a sus equipos gestores, de dar estabilidad a los fondos, y potenciar el talento del que ya disponen. 

Entre sus máximas prioridades está el profitability (rentabilidad) del grupo. Y es que el recorrido de sus acciones este año refleja la crisis reputacional. Ha perdido casi la mitad de su valor en bolsa en los últimos tres meses, dando la sensación de que la empresa está al borde del abismo. Pero de momento los números no respaldan ese escenario tan trágico. La compañía aún dispone de liquidez y, según revelaron los datos de flujos del último trimestre, la salida de dinero de los fondos no-ARBF ha sido mínimo en comparación con la sangría que descontaba la industria. 

La actitud de Jacob tampoco es la de alguien que se prepara para vender su firma. Aunque nada es descartable en este contexto de consolidación de la industria, la gestora está realizando esfuerzos por progresar. Acciones como integrar sus sistemas de trading, racionalizar costes, o fichar a personas senior para el equipo de risk management. Son ideas que brillarán en 18-24 meses. Como comentan desde el sector, “normalmente no se arreglan las cañerías si vas a vender la casa”. 

Empresas

Noticias relacionadas