Fondos globales para invertir en deuda


La huida hacia la calidad vivida en agosto volvió a incrementar los diferenciales de los bonos corporativos y emergentes, lo que abrió la puerta a nuevas oportunidades. Estas oportunidades no son las vividas en 2008 después de la quiebra de Lehman Brothers, pero sí lo suficientemente interesantes en un entorno de baja rentabilidad de todos los activos. Eso sí, hará falta una gestión activa que permita aprovechar los movimientos del mercado. Esto abre la puerta a los fondos de globales de renta fija con una gestión activa. Para muchos expertos estos productos globales de renta fija son además una pieza fundamental en la construcción de una cartera diversificada de fondos, independientemente de la evolución de los mercados.

Guillermo Santos, responsable de Estrategia de iCapital, considera que la diversificación que ofrecen estos productos les convierte en un vehículo adecuado en estos tiempos revueltos porque, al mantener exposición a una variedad de emisores, se reduce el riesgo de eventuales suspensiones de pago. La diversificación ofrece otra ventaja. La responsable de Análisis y Producto de Selfbank, Victoria Torre, destaca que cada mercado tiene sus propias características. Por ejemplo, no se encuentra la misma liquidez en EEUU que en Europa, por lo que la combinación de regiones puede resultar positiva para la evolución de la cartera. A la diversificación por tipo de activos también se le puede sacar partido actualmente. Según explica Guillermo Santos, a diferencia que los estados, las empresas privadas han reducido mucho su endeudamiento en los últimos años y, en general, en EEUU y Europa esperan niveles de beneficios que auguran tranquilidad para sus emisiones de bonos.

No obstante, esa diversificación también plantea un inconveniente, ya que al ser la renta fija un activo complejo e incluirse en un solo fondo diversas zonas geográficas y tipos de activos, la gestión se complica. Según advierte Victoria Torre, “en ocasiones esto se suple con equipos de gestión muy amplios, que se especializan por áreas, pero en otras, también puede traducirse en una gestión menos estricta”. Por tanto, según esta experta una de las características que tiene que tener actualmente un fondo global de renta fija es contar con equipos amplios que puedan añadir valor a la gestión.

Eduardo Antón, analista de Fondos de Inversis Banco, apunta otra más. A su juicio, deben tener gran flexibilidad en cuanto al tipo de instrumentos y distribución geográfica. Y además, considera que los gestores que pueden variar de forma razonable su exposición a las distintas divisas en las que está invertido pueden añadir valor. “La selección del fondo de renta fija global no depende tanto del tipo de activos que se considere óptimo para la situación actual como de la calidad del equipo de gestión que está detrás del fondo. En esta categoría existen equipos gestores con mandatos flexibles y gran competencia”, explica. Si el fondo estuviera más centrado en deuda soberana, Guillermo Santos considera importante que el equipo gestor realice una “correcta identificación de países solventes con capacidad para el repago, cuestión esta especialmente complicada hoy en día”.

A estas recomendaciones generales a la hora de seleccionar un producto se suman otras más concretas dependiendo del perfil de riesgo del ahorrador. Los expertos consideran que se trata de un producto que puede encajar en la estrategia de cualquier inversor porque, en mayor o menor medida, conviene contar con deuda en las carteras y porque su heterogeneidad es muy grande. Pero no hay que perder de vista que se pueden encontrar productos en un rango de volatilidades muy amplio.

Eduardo Antón destaca que, por ejemplo, “hay excelentes fondos con una gran exposición a mercados emergentes que pueden ser tolerados por unos clientes y no por otros”. En este mismo sentido, Guillermo Santos insiste en la importancia de tener en cuenta la duración media de la cartera para adecuar la volatilidad que acepta el inversor a un fondo determinado: “Si la duración media oscila entre los cuatro y cinco años se debe tener una visión de plazo coherente para que la eventual volatilidad no nos afecte”. Hay muchas cosas que analizar pero, en cualquier caso, para Victoria Torre estos fondos podrían ser recomendables para un ahorrador con un capital limitado para componer la parte de renta fija de la cartera: “Si no es posible diversificar por tipo de activos, un fondo global cubrirá sus necesidades”.

Los fondos globales de renta fija recomendados por los expertos

  • Templeton Global Total Return
  • Templeton Global Bond
  • Schroders ISF Global Bond
  • BNY Mellon Global Bond
  • Pimco Unconstrained Bond Fund
Profesionales
Empresas

Lo más leído