Fitch investiga las medidas que toman las entidades financieras para actuar como contraparte


Fitch Ratings está valorando e investigando el impacto que están teniendo las rebajas de ratings efectuadas en los últimos días sobre las instituciones financieras españolas.

Y es que según los criterios que han de cumplir las entidades para actuar como contrapartes, de fondos de titulización o swaps, tras las rebajas muchos bancos ya no pueden funcionar como tales, ya sea de forma directa o indirecta, sin tomar medidas adicionales que pudieran mitigar los riesgos asociados a esa menor calidad crediticia que les otorga Fitch.

Por eso, la agencia ha asegurado en un comunicado que contactará con las respectivas gestoras españolas y entidades financieras afectadas con el objetivo de obtener una respuesta con respecto a las medidas que van a tomarse tras la rebaja de rating. “Los negocios afectados serán revisados considerando el efecto que pueda tener cualquier acción propuesta como remedio”, decía en su comunicado.

La ley contempla varias medidas que las entidades pueden tomar en ese caso, entre las que pueden escoger. Fitch escuchará las propuestas de las entidades y dará su opinión al respecto, verificando que las metodologías de contraparte están en concordancia con sus estándares. Aunque no pueden obligar a las entidades a tomar determinadas medidas, la agencia sí puede presionar mediante nuevas acciones que afecten a su calificación.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído