Fabrice Jacob: "Las cosas en China tienden a suceder muy rápido"


Fabrice Jacob conoce bien China. Tras 18 años en Hong Kong, el director ejecutivo de JK Capital Management y gestor del fondo LFP JKC China Value de La Française AM puede presumir de haber vivido en primera persona la transformación experimentada por el gigante asiático a lo largo de las dos últimas décadas.

“Hay que recordar que Gran Bretaña o Estados Unidos tardaron casi un siglo en conseguir el desarrollo industrial que China ha alcanzado en menos de veinte años”, explica Jacob. “Aunque las cosas tienden a suceder mucho más rápido en este país, la reorientación de la economía china de un modelo basado en la inversión (responsable de más del 50% del crecimiento del PIB chino) a otro basado en el consumo no sucederá de la noche a la mañana”.

Y es que la lista de reformas −pasadas, presentes y futuras− no es precisamente menor. “El nuevo gobierno no ha perdido el tiempo y ya ha adoptado medidas para limitar la financiación social, sobre todo los sistemas ‘alternativos’ de financiación como la banca en la sombra, gracias a lo cual el crédito total en la economía ha pasado de crecer un 83% interanual en abril a caer un 22% interanual en julio, calmando los temores sobre un posible recalentamiento”, apunta el gestor.

“Además −prosigue− ha comenzado a liberalizar los tipos de interés, ha sustituido al 70% de los líderes provinciales, está auditando la deuda de los gobiernos locales, incluidas las zonas rurales, y se ha está tomando muy en serio la lucha contra la corrupción”. Jacob confía en que, bajo el liderazgo del presidente Xi Jinping, China vivirá una inevitable transición económica y política que abrirá el país al resto del mundo.

Lo cierto es que los indicadores macro de China han vuelto al verde a lo largo del verano y los analistas vuelven a revisar al alza sus previsiones. “El consenso ha descartado por fin una brusca desaceleración de la economía china y parece que el objetivo de crecimiento del PIB para este año, del 7,5%, no solo se alcanzará sino que podría llegar a superarse”.

“En general, somos más optimistas que hace dos meses sobre el comportamiento de la economía china, aunque mantendremos cierta prudencia hasta que veamos avances definitivos en cuanto a la reorientación de su modelo económico”, sentencia.

Estrategia ganadora

Fabrice Jacob gestiona uno de los productos estrella de La Française AM, un fondo que permite aprovechar el potencial de crecimiento a largo plazo de China mediante la inversión en acciones chinas que cotizan principalmente en la bolsa de Hong Kong. “Desde su lanzamiento, la filosofía de inversión del fondo ha consistido en seleccionar empresas que conocemos muy bien y que los grandes inversores internacionales están pasando por alto, ya sea por su tamaño o porque operan en sectores poco atractivos. Un ejemplo reciente sería el sector textil chino”, señala el gestor.

La estrategia se ha demostrado ganadora. El fondo, que cuenta con cinco estrellas de Morningstar y un track record de 13 años, registra un comportamiento muy superior al del MSCI China Free y acumula una rentabilidad del 17,8% en los últimos tres años (frente al -4,5% del índice) y del 10% en 2013 (frente a -7,5%). La infraponderación del fondo en bancos y en petroleras, que representan más de la mitad del índice, también ha influido en estos buenos resultados.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído