Tags: Negocio | ISR |

El sector del agua como una oportunidad de inversión sostenible y diversificada


TRIBUNA de François Millet, Head of Product Line Management – ETF & Indexing Lyxor Asset Mangement. Comentario patrocinado por Lyxor AM.

El acceso al agua potable cada vez va ganando más importancia de forma global. El crecimiento demográfico, la obsolescencia de la infraestructura y el cambio climático afectan cada vez más al suministro de agua. En este contexto, están surgiendo soluciones innovadoras para abordar las cuestiones urgentes de la demanda, los desechos y la calidad del agua.

Estamos asistiendo a un aumento significativo del consumo de agua en los mercados emergentes, vinculado a la mejora de las condiciones de vida en los países en vías de desarrollo. La urbanización también va acompañada de un aumento de las necesidades de saneamiento, eliminación de aguas residuales y nuevas infraestructuras.

La demanda mundial también se ha incrementado y el consumo general de agua ha aumentado a un ritmo mayor que el crecimiento de la población, fenómeno que se espera que se intensifique. Para 2030, se estima que la demanda de agua aumente en un 40% en todo el mundo. Sin embargo, las economías desarrolladas a menudo siguen siendo particularmente poco eficientes en su gestión del agua. En el Reino Unido, nada menos que 3.123 millones de litros de agua se desperdician diariamente.

Captura_de_pantalla_2018-11-22_a_las_13

En cuanto a la calidad, el Banco Mundial del agua señala que el 32% de la población mundial no tiene acceso a agua limpia. Es una gran preocupación para los países desarrollados también, tras ver ejemplos como la crisis sanitaria que afectó a la ciudad de Flint, Michigan, a causa de la contaminación por plomo.

Desde un punto de vista político, se están poniendo en marcha diversas medidas para mejorar la calidad del agua. Sin embargo, sigue existiendo un problema importante: las sequías y las temperaturas extremas se ven potenciadas por el cambio climático y hacen que el suministro de agua sea incierto. Una gestión más eficiente de los recursos hídricos y de las pérdidas, una mejor infraestructura y unas mejores condiciones de saneamiento ayudan a mitigar su impacto y a hacer que el suministro de agua sea más resistente a estos cambios.

Oportunidades para los inversores

Según los expertos, el valor de mercado de las empresas relacionadas con el agua podría alcanzar el billón de dólares en 2020. Las oportunidades resultantes permiten a los inversores centrarse en el crecimiento estructural a largo plazo en el sector del agua, actuando por el planeta e invirtiendo en un sector diverso.

El agua es un sector diversificado con empresas establecidas que se ocupan de la distribución y el tratamiento del agua, así como grupos de infraestructuras de alto crecimiento expuestos a los mercados emergentes.

Identificamos tres segmentos principales. El primero se refiere a los servicios comunitarios: empresas de distribución y tratamiento de agua cuyas instalaciones y redes protegen la economía mundial del agua. El segundo se centra en la infraestructura: proveedores de tuberías, bombas, válvulas, contadores, etc. Por último, empresas que se dedican a la gestión de aguas residuales y a la desalinización: tiene un gran potencial de crecimiento en previsión de un aumento de la demanda de los países en desarrollo.

En esta línea, en el año 2007 Lyxor lanzó el World Water UCITS ETF, siendo el primer proveedor de ETFs en acceder a esta temática en Europa. El ETF replica el World Water cw Total Return Index, el cual es un índice ponderado en función de la capitalización bursátil hasta un máximo del 10% compuesto por las mayores compañías que operan en los campos del abastecimiento y tratamiento del agua. El índice es calculado por Dow Jones y recopilado por SAM (Sustainable Asset Management).

Captura_de_pantalla_2018-11-22_a_las_13

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído