“El secreto en high yield es aprovechar los cupones y preservar el principal”


Para Thomas P. Kelleher, la clave para lograr rentabilidades por encima de la media a largo plazo en los mercados de crédito globales y en EEUU es aprovechar los elevados cupones y evitar las pérdidas más grandes. El gestor de renta fija estadounidense del equipo de Nueva York de Axa IM cree que para tener éxito es necesario realizar un análisis fundamental que se enfoque en las emisiones de compañías que mejoran su nivel crediticio.

Kelleher destaca que los cupones son el principal motor de la inversión en high de EEUU en los 25 últimos años. Desde 1985, estos activos han ofrecido una rentabilidad del 10,75% anual vía cupones, con unos resultados muy estables que nunca han bajado del 6%. Mientras, el resultado vía variaciones en el precio ha sido del -0,02%, con una alta volatilidad en la que se combinan años con ganancias del 40% como en 2009, con otros con retrocesos del 30% como en 2008.

 

Por eso, considera vital en el proceso de inversión en este tipo de activo la preservación del capital. A través de una gestión activa, han reducido los riesgos de default. Como ejemplo pone que desde 1998, sólo han sufrido ocho default con sus fondos en high yield de EEUU y Europa frente a los 1.188 impagos vividos en los mercados globales de high yield.

Esta preservación del capital se refleja en los resultados de sus estrategias. Por ejemplo, el US Short Duration High Yield sólo sufrió tres trimestres negativos, en 1998, 2001 y 2005. Además, en periodos de cinco años, su rentabilidad anual se ha mantenido entre el 3% y 7%.

Su equipo de renta fija con sede en Greenwich, Connecticut (EEUU), cuenta con cinco estrategias manteniendo siempre la misma filosofía de preservación del capital. Tres de ellas están más enfocadas a rentabilidad absoluta: US Investment Grade Corporate, US Core High Yield y Global High Yield. Mientras, que otras dos giran hacia el enfoque de income: US Short Duration High Yield y Negative Basis Trade.

Lo más leído