El patrimonio de los fondos inmobiliarios ha caído un 40% desde 2008


"Como viene sucediendo en los últimos años, las IIC inmobiliarias continuaron operando en un entorno complejo". Así define CNMV la situación por la que atraviesan estos productos que, desde 2008 han visto cómo su patrimonio caía un 40%. Según el último boletín trimestral de CNMV correspondiente al primer timestre de 2012, a finales de 2011, el número total de fondos de inversión inmobiliaria ascendía a seis, uno menos que a finales de 2010, tras la desaparición en septiembre del fondo de BBVA que se transformó en sociedad de inversión inmobiliaria, para posteriormente convertirse en sociedad anónima.

 

Según apunta CNMV, de los seis fondos existentes a finales de año, tan solo cinco se consideran activos, ya que para uno de ellos existe un acuerdo de disolución y apertura del proceso de liquidación, el de Inverseguros. Además, en cuatro de los cinco fondos activos, una parte significativa de su patrimonio permanecía
en manos de inversores pertenecientes al grupo financiero de la gestora del fondo, con porcentajes que oscilaban entre el 47% y el 98%. "Todos los fondos operativos tuvieron varias ventanas de liquidez durante el año en las que, a excepción de un único fondo, los reembolsos tuvieron que ser atendidos con las aportaciones de los grupos propietarios. Esto hizo que aumentara aún más el porcentaje del patrimonio de los inversores pertenecientes al grupo financiero de la gestora correspondiente", explica el supervisor.


El patrimonio de los fondos de esta categoría se redujo un 26,5% en 2011, hasta los 4.495 millones de euros debido, en gran parte, a la desaparición del fondo de BBVA. El número de partícipes, que descendió más de un 60%, se situó en niveles ligeramente inferiores a los 30.000. La rentabilidad de los FII, por su parte, continuó siendo negativa, como venía sucediendo desde 2009, aunque los retrocesos experimentados durante 2011 no fueron tan intensos como en años anteriores.

En cuanto a las sociedades, su evolución no experimentó grandes cambios a lo largo de 2011. Tanto el número de sociedades como el de accionistas permanecieron constantes entre finales de 2010 y finales de 2011. El patrimonio de las SII se redujo un 2,8% durante 2011, hasta situarse en 313 millones de euros.

 

Empresas