El método SPICE de Sycomore en su fondo Sycomore Partners


TRIBUNA de Paula Mercado, directora de Análisis, VDOS, sobre el fondo Sycomore Partners, producto que cuenta con la calificación de Consistentes Funds People.

En etapas de mercado alcistas resulta relativamente más sencillo tomar la decisión de invertir en renta variable. Pero cuando la tendencia bursátil se invierte y, más aún, en periodos de tipos de interés ultra bajos como el actual, resulta más que conveniente estar invertido en una cartera capaz de obtener ganancias en cualquier entorno de mercado. Este es el objetivo que se proponen los fondos de retorno absoluto, generar beneficios utilizando técnicas de inversión no tradicionales.

Históricamente, los inversores han utilizado activos como bonos soberanos y corporativos para diversificar su inversión en renta variable. Pero, de forma creciente, se están interesando por los fondos de retorno absoluto, en un intento de obtener retornos descorrelacionados y positivos, independientemente de las condiciones de mercado.

Del grupo de fondos de retorno absoluto, encuadrados en la categoría VDOS del mismo nombre, el fondo más rentable en lo que llevamos de año es la Clase I de Sycomore Partners, de la gestora francesa Sycomore Asset Management, con un 3,28% de rentabilidad.

Referenciado al índice EONIA+3%, Sycomore Partners es un fondo concentrado de selección de valores con una exposición a renta variable de entre el 0% y el 100%. Se propone rentabilizar el capital en un horizonte de inversión a cinco años, a través de una selección concentrada de valores europeos con fuerte descuento, y una gestión discrecional oportunista de la exposición a renta variable.

Invierte su cartera mayoritariamente en renta variable europea con el objetivo de ofrecer un crecimiento de capital con un enfoque patrimonial. El equipo gestor selecciona compañías de calidad con un potencial de subida de al menos 30%, pudiendo mantenerse en liquidez si estiman que el mercado y las empresas están demasiado caros. Se compone así una cartera concentrada que incluye normalmente hasta 45 compañías.

El fondo está cogestionado por Emeric Préaubert y Cyril Charlot desde su creación en 2008. Emeric y Cyril fundaron Sycomore en 2001, tras haber trabajado juntos desde 1993. Ambos son responsables de las decisiones de inversión del fondo. Al igual que todos los gestores de Sycomore, son también analistas de renta variable. Ambos gestores invierten en el fondo, tanto personalmente como a nivel de compañía.

El proceso inversor está basado en una metodología de análisis fundamental que su equipo de 17 analistas aplica a un universo aproximado de 750 empresas europeas. El análisis financiero tradicional de cuenta de resultados y balance se combina con un análisis innovador de los diferentes stakeholders (partes interesadas) de cada compañía, a través de un modelo propietario llamado SPICE, que representa las siglas de los diferentes criterios analizados: suppliers & society (proveedores y sociedad) people (personal) investors (inversores) clients (clientes) y environment (ambiente). Para cada uno de estos criterios, se asigna un porcentaje, correspondiendo un 10% a S, un 15% a P, un 50% a I, un 15% a C y un 10% a E. Se genera así una calificación para cada compañía analizada, que ajustará positiva o negativamente su precio objetivo. Para tomar en consideración una empresa, para que forme parte de la cartera del fondo, ha de tener un potencial de subida superior al 30%. Por otro lado, todas las compañías que alcancen su precio objetivo son retiradas de la cartera.

Una cartera que incluye entre sus mayores posiciones nombres como la operadora de satélites de telecomunicaciones de Luxemburgo SES Global (2,40%), la farmacéutica suiza Roche (2,30%), preferentes de BMW (2,10%), el distribuidor retail francés Maisons du Monde (1,40%) y la también francesa, del sector de restauración, Elior (1,20%). Por sector, las mayores ponderaciones corresponden, según los últimos datos, a Servicios de Consumo (2,40%) Financiero (17%) Industrial (16%) Bienes de Consumo (15%) y Salud (14%), mientras que Francia (70%) Suiza (8%) Alemania (8%) Dinamarca (4%) y Reino Unido (3%) representan las mayores ponderaciones por país en la cartera del fondo.

Su historia de rentabilidades posiciona a Sycomore Partners entre los mejores de su categoría, en el primer quintil, durante 2013, 2016 y 2017, batiendo al índice de su categoría durante 2015 y 2016.  A tres años registra un controlado dato de volatilidad de 4,8%, reduciéndose hasta 2,62 por ciento a un año, lo que lo sitúa entre los mejores de su categoría por este concepto. En este último periodo, su sharpe es de 2,79 y su tracking error, respecto al índice de su categoría, de 1,90%. La clase institucional I se cerró a nuevas suscripciones en diciembre de 2014, momento en que se creó la clase IB, también institucional. La suscripción de esta clase no requiere una aportación mínima, aplicando a sus partícipes una comisión fija de 1%, sobre la exposición neta del fondo, y un 20% de comisión variable sobre resultados anuales positivos entre el fondo y su índice de referencia. Cuenta con un patrimonio bajo gestión de 1.510 millones de euros.

Hasta la fecha, la exposición del fondo a renta variable es del 30%, manteniéndose el resto en liquidez y con cero exposición a renta fija. De forma global, el equipo gestor estima que los mercados europeos de renta variable no son ni caros ni baratos. Entienden que el entorno está mejorando, ya que los resultados corporativos son buenos, y las perspectivas de crecimiento son más sólidas, por lo que por supuesto continúan buscando compañías europeas que puedan alcanzar su umbral de compra.

Por su positiva evolución tanto por volatilidad como por rentabilidad en los últimos tres años, Sycomore Partners obtiene la calificación cinco estrellas de VDOS, en su clase Institucional.

SYCOMORE_PARTNERS_13_JUNIO_2017

Para información más detallada, ver ficha.

Archivos adjuntos

Profesionales
Productos
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído