El mejor julio que se recuerda en la industria española de fondos, según Inverco


Ha comenzado con muy buen pie el verano para la industria de fondos de inversión española, ya que, según los últimos datos provisionales de julio publicados por Inverco, julio se anotaría 2.424 millones de euros en concepto de suscripciones netas, el mejor dato de julio dentro de la serie histórica que realiza la patronal española de Instituciones de Inversión Colectiva y Fondos de Pensiones. Así, mientras que se captan 5.686 millones brutos para la industria nacional, también salen 3.262 millones de ella en forma de reembolsos.

En lo que va de año 2013, el volumen de entradas netas en fondos de inversión supera ya los 11.200 millones.

De esta forma, el panorama general da como resultado una industria española con un volumen de activos de 137.544 millones. Entre junio y julio, el incremento es de 4.094 millones, lo que supone un aumento del 3,1% mensual. Según Inverco, “no se producía un incremento de esta magnitud en el patrimonio de los fondos de inversión nacionales desde marzo del 2004”.

En los siete primeros meses de 2013, por su parte, el volumen de activos de los fondos crece en 15.222 millones, un 12,4% más en comparación con el último mes de 2012.

Para no perder el tono positivo, julio también sigue sumando buenas noticias para la industria nacional de fondos, puesto que, de nuevo, vuelve a aumentar el número de partícipes. En estos momentos, hay 4.753.699 inversores que optan por los fondos en España, 41.316 partícipes más que en junio. En lo que llevamos de año, son 270.000 los nuevos partícipes que invierten sus ahorros en fondos.

Tirón de la renta variable española

En julio, según Inverco, “los mercados contribuyeron de forma positiva al incremento de valor de los activos de los fondos de inversión”, que obtienen provisionalmente en el mes una rentabilidad estimada en torno al 1%. Destacan las categorías de renta variable y, en especial, la renta variable española, con una rentabilidad en el mes superior al 7%.

La renta fija cierra julio con rentabilidades positivas para los plazos más largos y neutras para las de menor duración, excepto la renta fija internacional, que terminaría el séptimo mes del año con una rentabilidad ligeramente negativa, “condicionada por la revalorización del euro frente a las principales monedas”, explica Inverco.

Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído