El MAB cambia de marca: a partir de ahora será BME Growth pero mantendrá el mismo servicio


El Mercado Alternativo Bursátil (MAB) cambia de nombre. A partir de ahora se llamará BME Growth. La razón es haber obtenido la categoría de SME Growth Market, otorgada por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y reconocida por MiFID.

“Abre una nueva etapa más internacional”, ha explicado Jesús González Nieto, director gerente del MAB. No en vano, seguirá manteniendo la misma filosofía y servicio. En BME Growth cotizarán las empresas en expansión y socimis en un único segmento.

Desde su creación en 2009, al MAB se habían incorporado 143 compañías que han levantado más de 4.500 millones de euros. BME Growth toma el relevo e inicia su recorrido con 117 empresas. Un mercado cuya capitalización agregada de sus empresas supera ya los 15.000 millones de euros.

La clave del sello SME Growth Market es “facilitar a las empresas un mejor acceso a los mercados de capitales, más fácil, accesibles e intentar aliviar la carga burocrática asociada con cualquier operación del mercado de valores”, ha explicado Nieto. Por tanto, BME cumple con todas las exigencias comunitarias de transparencia y publicidad de información, sistema de negociación, capital circulante y free-float de los valores cotizados. “Este sello aporta un perfil más internacional, una posición más competitiva y el acceso a un mayor universo de inversores. Todo esto mejora los estándares de BME Growth para competir”, ha dicho Nieto.

Qué aporta a las empresas

Cotizar en un SME Growth Market no supondrá ningún cambio inmediato para las empresas, ha tranquilizado Álvaro Castro, director de supervisión del MAB. De facto, supondrá una menor carga regulatoria. Con respecto al reglamento de Abuso de Mercado (MAR) las autoridades europeas incorporaron dos cuestiones: la exención de mantener y actualizar constantemente la lista de iniciados y reducir la exigencia de almacenamiento de información.

Asimismo, se incorporó el growth prospectus, un folleto con una información más resumida acorde con el tamaño de las empresas a las que va dirigida. Es un folleto estándar que se puede presentar a la CNMV en caso de presentar una oferta pública pero las empresas que se quieran incorporar al BME Growth siguen pudiendo aportar el mismo documento como hasta ahora.

Castro ha destacado una novedad importante en el caso de las empresas que quieran realizar una ampliación de capital, que podrían presentar el Growth prospectus u otro folleto más resumido aún.

Por otra parte, para las empresas también es importante la homogeneidad e integración. La UE está trabajando en más medidas para mejorar el acceso al mercado de capitales.

Con respecto a las separación de costes que ha obligado a hacer MiFID, Castro ha asegurado que muchas compañías se han quedado huérfanas y ha recordado que desde la UE hay una corriente para eliminar esto.

Por último, ha subrayado que muchas gestoras están empezando a crear  fondos de empresas que cotizan en growth markets, algo de lo que ahora podrían verse beneficiadas muchas compañías.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído