El equipo de renta variable europea de Invesco confía en Holanda


Los datos económicos mixtos y los bruscos vaivenes de los mercados en verano han alentado el debate entre los que se decantan por una recaída en la recesión y los que apuestan por una típica ralentización de la economía en el segundo semestre. Aunque los de bonos parecen haber descontando el primer escenario de recesión e inflación, los mercados de renta variable no terminan de decidirse. Pero Invesco sí lo tiene claro: la gestora cree que, si bien la salida de esta crisis financiera será débil y lenta, el crecimiento será sostenido. Y apuesta por Holanda, país que sobrepondera en su cartera de renta variable europea. La amplitud de oportunidades en títulos de gran calidad, infravalorados y dentro de una gran variedad de sectores, junto con una cultura corporativa más afín con los principios de gobierno corporativo y de relación con los accionistas propios de mercados abiertos, además de una buena relación riesgo-beneficio, son los factores que crean “un telón de fondo muy atractivo para la inversión”.

Según las perspectivas de mercado elaboradas por el equipo de renta variable europea de Invesco, con sede en Henley, “la naturaleza abierta y orientada al exterior de esta economía contribuye a su atractivo”, si bien matiza que la sobreponderación del país, que oscila entre el 7% y el 10%, constituye más un reflejo de las decisiones de selección de títulos (bottom-up), que de una asignación de activos estratégica (top-down). “El legado de una historia de imperio y comercio hace que sea una economía abierta y orientada hacia fuera, pues su comercio exterior representa la mayor parte de su PIB”, dice el informe.

Una apertura que también se refleja en la amplitud de sectores en los que Invesco identifca oportunidades de inversión. Entre ellos destaca el energético (en firmas como Royal Dutch), el de bienes de consumo (Unilever), el financiero (ING), el de telecomunicaciones (KPN), el de tecnología (Philips) y, por último, la minería (ArcelorMittal). Pero las apuestas de Invesco no se quedan en esta primera capa de títulos de gran capitalización. La gestora busca oportunidades en firmas más pequeñas, también atractivas, variadas y centradas en el negocio internacional, que abundan en sectores como el farmacéutico y el de servicios públicos, poco aptos para fondos que invierten en compañías de gran tamaño.

Entre sus valores favoritos, destaca TNT, ING, ASML y Ahold, acciones que están presentes de forma habitual en sus carteras de mayor capitalización y que recogen la diversidad de la economía holandesa, pues incluyen posiciones defensivas, cíclicas y de reestructuración. Con un punto en común: el atractivo de su valoración.

En proceso de cambio

Así, la primera combina el servicio de correo holandés con una red de reparto exprés multiregional y está en proceso de cambio, que podría llevara a la separación de los dos negocios el año próximo, una historia de “valor escondido” para Invesco. Por su parte, ING está recuperándose y emergiendo de las tensiones de la reciente crisis financiera, con la principal tarea de desinvertir sus activos de seguros en los próximos dos años y algunos activos inmobiliarios, cambios que, junto a otras medidas tomadas para facilitar la recuperación, convencerán al mercado.

ASML, fabricante de sistemas tecnológicos para la industria de semiconductores a nivel internacional, es “una de esas raras empresas tecnológicas que proporcionan a sus inversores una buena visibilidad sobre sus perspectivas de futuro, que no están adecuadamente reflejadas en su valoración”, según Invesco. Por último, Ahold, minorista y distribuidora de productos de alimentación líder tanto en el mercado de los Países Bajos como en el del noreste de EEUU, ofrece una gran certidumbre sobre sus ingresos y la fortaleza de su balance posibilita llevar a cabo fusiones y adquisiciones que podrían añadir valor a la empresa.

Dentro del universo de las empresas de menor capitalización, Invesco señala Nutreco. “El área de nutrición animal y alimento para peces es un negocio que genera una rentabilidad muy atractiva y se está beneficiando de un momento positivo. Su balance le permitirá además realizar adquisiciones que aumenten el valor de la compañía”, dice el informe, una calidad que el mercado no recoge.

El equipo de Renta Variable Pan Europea de Invesco en Henley está compuesto por 16 gestores con más de 25.000 millones de euros bajo gestión. El equipo está liderado por Jeffrey Taylor para renta variable de Europa Continental y por Neil Woodford para renta variable de Reino Unido.

Empresas

Lo más leído