¿Dónde está encontrando valor Franklin Templeton en 2014?


Al contrario que otras voces del mercado que ponen en duda la fortaleza de la recuperación, los expertos de Franklin Templeton Investments consideran que los retornos que se están viendo desde comienzos de año son normales, si se toma como referencia un horizonte de inversión de diez años. Y claro, desde esta perspectiva, la visión de la gestora es que las bolsas todavía tienen potencial alcista.

Así lo explica Norman J. Boersma, director de inversiones de Templeton Global Equity Group, que explica en qué lugares está detectando la firma bolsillos de valor. “Cuando miramos las valoraciones, los mercados no parecen particularmente baratos, pero tampoco particularmente presionados. Algunas áreas han tenido un recorrido más fuerte que otras pero, en general, creemos que no están salvajemente sobrevalorados en relación con la media histórica”, resume Boersma. Asimismo, el director de inversores explica que estamos al comienzo de una rotación de renta fija a renta variable, por lo que esperan que entre más dinero en los parqués en los próximos tiempos.

“Creemos estar en un entorno de mercado más normal en el que la selección de valores ha sido oportunista, las correlaciones están descendiendo y los reveses económicos y el flujo de noticias no lleva inmediatamente a un profundo pull-back en los mercados” continúa el experto. Para la gestora, que selecciona valores con un proceso bottom-up, “este es el tipo de entorno en el que el estilo de inversión value típicamente lo hace bien”, y además es favorable para su propio proceso de inversión.

Sectores con valor

A continuación, Boersma expone los sectores donde los gestores de la firma están encontrando más oportunidades en estos momentos. El primero es el de salud, que ha mostrado signos de fortaleza recientemente. “La industria farmacéutica se ha recuperado de un periodo de extremo pesimismo seguido debido a los miedos a que expirasen las patentes y disminuyera la investigación y el desarrollo de nuevos medicamentos, mientras que las biotecnológicas definitivamente están atrayendo crédito por su potencial de innovación”, explica el director de inversores.

Otro sector con atractivas valoraciones es el de la energía, que para Boersma guarda ciertas similitudes con las farmacéuticas en el sentido de que petroleras y gasistas necesitan emplear buena parte de sus ingresos en innovación y mantenimiento de instalaciones, al tiempo que han tenido que lidiar con una caída de la producción. “Creemos que en muchos casos los precios hundidos de las acciones desestiman el potencial de mejora en el largo plazo en la productividad y retornos para los accionistas de grandes firmas petroleras que han invertido mucho en yacimientos atractivos. También estamos encontrando oportunidades entre firmas de servicios de extracción con la tecnología y recursos requeridos para ayudar a las grandes petroleras a extraer hidrocarburos de localizaciones cada vez más difíciles”, explica el experto.

El tercer experto donde ven oportunidades los gestores de la firma es en el financiero. “Aunque no creemos que los retornos puedan recuperarse hasta máximos anteriores debido a un endeudamiento menor, el endurecimiento de la regulación y las economías subóptimas, nuestro análisis muestra que unos bancos selectos pueden mejorar más, particularmente a medida que las condiciones de negocio empiezan a normalizarse y se reanudan la actividad de concesión de crédito”.

Las regiones más atractivas

Por regiones, el equipo de Franklin Templeton estima que Europa sigue cotizando con descuento respecto a Estados Unidos sobre sus múltiplos de beneficio ajustados cíclicamente. Además, creen que los márgenes de beneficio tienen potencial de mejora “al beneficiarse las compañías con una deuda operativa elevada de la concurrencia de la recuperación económica”, según el director de inversiones. Para Boersma, los mercados emergentes han ofrecido en la corrección que experimentaron recientemente oportunidades selectivas para los “cazagangas” con un horizonte de inversión de largo plazo.

“En general, con las condiciones económicas y políticas divergiendo a lo largo del mundo y las correlaciones entre mercados y activos cayendo, creemos que los selectores de valor con estilo bottom-up y un proceso demostrado están potencialmente bien posicionados para ayudar a los inversores a navegar en un futuro incierto”, concluye Norman J. Boersma.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído