Tags: Lanzamientos |

Disrupción tecnológica y high yield ESG, principales tendencias de los lanzamientos de noviembre


Se acerca la recta final del año, y las gestoras internacionales no quieren dejar pasar la oportunidad para introducir en sociedad sus nuevas propuestas de inversión; sólo en noviembre se han presentado diez productos nuevos en sociedad. Incluso ha habido firmas que han anunciado lanzamientos por partida doble, como por ejemplo M&G Investments. Su primera propuesta es el M&G (Lux) Global Listed Infrastructure Fund, un fondo de renta variable global especializado en infraestructuras. Alex Araujo, su gestor, invertirá de forma diversificada por regiones y subsectores en compañías que posean o controlen infraestructuras físicas básicas para el crecimiento económico global y en empresas cuyos activos contribuyan al funcionamiento cotidiano de la sociedad.  

La gran novedad que plantea este producto reside en su concepción del sector: “Las infraestructuras han tenido que evolucionar para adaptarse a la realidad de la vida moderna, que depende cada vez más de los servicios digitales y la conectividad de alta velocidad. En consecuencia, hemos ampliado el universo de inversión para incluir un tipo de infraestructura en constante evolución, que ofrece un crecimiento estructural a largo plazo y unas oportunidades de inversión atractivas para el fondo”, detalla Araujo.

El segundo lanzamiento de M&G es M&G (Lux) Global High Yield ESG Bond Fund, un fondo de high yield global que aplica criterios medioambientales, sociales y de buen gobierno (ESG) a su selección. Deberá invertir al menos un 80% de sus activos en high yield global, con el objetivo de construir una cartera flexible y sumamente diversificada por emisores, zonas geográficas y sectores. Sus gestores, James Tomlins y Stefan Isaacs, integrarán los criterios ESG en el proceso de inversión a través de tres filtros: exclusión de compañías que infringen los principios del Pacto Mundial de las Naciones Unidas; exclusión de compañías presentes en los sectores de tabaco, alcohol, entretenimiento para adultos, apuestas, carbón térmico o defensa y armamento; y selección de las compañías con mejor puntuación ESG, determinada las valoraciones proporcionadas por MSCI. También se excluirán del fondo a empresas rezagadas respecto a su sector o que muestren unas credenciales ESG deficientes respecto a sus competidores.

Candriam también ha lanzado su propio fondo de deuda global de alto rendimiento y sostenible, el Candriam SRI Bond Global High Yield. Es un producto que aúna la experiencia y el conocimiento de Candriam en inversiones socialmente responsables con un enfoque long only en el mercado de deuda high yield global.

En este caso, la estrategia limita la exposición a emisores con modelos de crecimiento insostenibles y poca consideración por el medio ambiente o valores sociales. La filosofía de inversión se basa en una búsqueda avanzada financiera y temática, combinada con un estilo activo de alta convicción, con el propósito de aprovechar las oportunidades del mercado de high yield.

Más innovaciones

La presencia de fuerzas disruptivas en la economía ha sido un importante leiv motiv para la innovación de producto vista en noviembre. Así, AXA IM ha lanzado el  AXA World Funds Framlington Digital Economy, un fondo de renta variable global que invierte en toda la cadena de valor de la economía digital y que estará gestionado por Jeremy Gleeson.

El universo de inversión se centra en aquellas empresas que participan en los diferentes procesos del comercio electrónico, desde el descubrimiento de productos hasta las entregas, pasando por la toma de decisiones y la ejecución. También podrá invertir en empresas que actúan como “facilitadoras” para las empresas tradicionales que quieren aprovechar el creciente conjunto de oportunidades que ofrece el mundo digital. De esta forma, el inversor podrá obtener exposición a través de este fondo a sectores como marketing y publicidad en internet, comercio electrónico, portales web, desarrolladores de aplicaciones, fintech, logística o empresas especializadas en migración digital de datos de terceros. El fondo tiene flexibilidad para invertir en valores de todo el espectro de capitalizaciones, pero deberá concentrar sus ideas de mayor convicción en una cartera compuesta por entre 40 y 60 posiciones.

Goldman Sachs AM ha anunciado el lanzamiento del Goldman Sachs GQG Partners Global Equity Portfolio en alianza con la boutique de Rajiv Jain, GQG Partners. La novedad que plantea este producto reside en el capital humano, puesto que en su equipo de inversión figuran profesionales con tradicionales de inversión y otros menos ortodoxos, como periodismo de investigación o auditoría forense. Desde la gestora han indicado que “el carácter multidisciplinar del equipo contribuye a promover una cultura de debate y de atención a diversos puntos de vista que enriquecen el proceso de inversión” mientras que Jain, que será el gestor principal de este nuevo fondo, ha añadido que “la inclusión de puntos de vista no tradicionales en nuestro planteamiento bottom-up de selección de valores nos permite descubrir aspectos que otros inversores pueden pasar por alto”.

El fondo invierte en renta variable long only tanto de mercados desarrollados como emergentes. En concreto, busca invertir en un universo concentrado y flexible de entre 35 y 70 compañías globales que tengan perspectivas de crecimiento sostenible a largo plazo y coticen a precios razonables. Cada posible inversión se evalúa con rigor mediante un enfoque fundamental basado en la solidez del negocio y el potencial de crecimiento y las valoraciones.

La tercera aportación es de BNP Paribas AM, que ha lanzado el fondo de renta variable global Parvest Disruptive Technology. La gestora apunta que el desarrollo tecnológico es toda una nueva tendencia de inversión con múltiples ramificaciones, al contribuir la evolución de las tecnologías a crear modelos de negocio disruptivos, con aplicaciones tanto en el sector tecnológico como en segmentos como servicios financieros, salud, industriales, consumo o energía.

El fondo ofrece exposición a temáticas como tecnología en la nube, inteligencia artificial, robótica y automatización, el internet de las cosas o la realidad virtual y aumentada. Se encargará de su gestión el equipo de BNP Paribas AM basado en EE.UU. Su proceso de inversión combina elementos top down y bottom up fundamental y emplea análisis temáticos y por industrias para encontrar aquellas compañías que se puedan beneficiar más del desarrollo de estas tecnologías y evitar a aquellas que se queden rezagadas.  

Todas y cada una de las 59 empresas que componen la cartera deben cumplir al menos con uno de estos criterios: que más de la mitad de sus beneficios, ingresos o flujos de caja procedan de tecnologías innovadoras; que aplique tecnologías renovadoras a través de productos o servicios fundacionales; o que puedan beneficiarse de una mejora significativa de sus ingresos, beneficios o flujos de caja como resultado de adoptar una tecnología transformadora.

Novedades en renta fija, multiactivos y retorno absoluto

BNP Paribas AM también ha presentado en noviembre un fondo de préstamos corporativos europeos, el BNP Paribas Flexi III European Senior Corporate Loans. Estará gestionado por el equipo Global Loans de la firma, liderado por Vanessa Ritter.

El fondo invierte en préstamos corporativos garantizados y preferentes, emitidos sobre todo por prestatarios europeos y normalmente con una calificación de riesgo de BB- o B+. Con esta propuesta, la firma pretende ofrecer acceso a una clase de activo que está creciendo y ganando liquidez y que ocupa un lugar privilegiado en el orden de prelación dentro de la estructura de capital de los emisores corporativo. Son instrumentos que están sujetos a un tipo de interés variable que se descompone en un tipo de referencia (como el Euribor o el Libor) más un margen a tipo de interés fijo, por lo que ofrecen “una generación estable de ingresos en efectivo y una protección contra los riesgos de inflación y de tipos de interés, a la vez que aporta diversificación y una reducción en la duración global de la cartera”.

Jupiter ha presentado por su parte un nuevo fondo de retorno absoluto, que estará gestionado por James Clunie. Se trata del Jupiter Global Levered Absolute Return fund y está inspirado en una estrategia de retorno absoluto domiciliada en Reino Unido que ya estaba al cargo de Clunie, con la diferencia de que emplea el apalancamiento para alcanzar un tamaño de casi el doble respecto a la estrategia original. 

Para la selección de activos, el gestor aplica un análisis bottom up en el que combina aspectos cuantitativos y fundamentales con los que identifica ideas para la construcción de la cartera mediante la combinación de posiciones cortas y largas. Aunque Clunie monitorice el entorno macro y emplee análisis bottom up para mitigar el riesgo, en realidad su proceso de inversión no está guiado por consideraciones macro.

La propuesta de Bluebay AM es un fondo multiactivo con generación de rentas, el BlueBay Global Income Fund. Tiene como objetivo generar una fuente atractiva de rentas a través de una cartera de bonos que presente una baja rotación de activos. Blair Reid, Mark Dowding y Raphael Robelin serán sus gestores, y tendrán como deber la identificación de bonos que presenten una relación atractiva entre rentas y riesgo de crédito. Los tres expertos podrán buscar ideas dentro de los universos de deuda soberana y corporativa tanto de países desarrollados como emergentes.

La última novedad viene de la mano de Mirabaud. La gestora ha aprovechado el reciente fichaje de Daniel Moreno para lanzar un fondo específico de deuda de mercados emergentes globales, el Mirabaud Global Emerging Market Debt. Se trata de un fondo gestionado de forma flexible, activa y diversificada a partir de un enfoque macroeconómico global top down unconstrained, por lo que no dispone de un índice de referencia.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído