Cuatro fondos en los que poder invertir para contribuir a la lucha contra el cambio climático


El pasado 20 de septiembre el mundo gritó contra el cambio climático. El viernes 27 de septiembre esa huelga estudiantil y de consumo se celebra en España con el objetivo de concienciar a la sociedad sobre los efectos que el cambio climático tiene en la sociedad y por ende en la economía. Los datos son muchos y muy claros y algunos de ellos se han encargado de ser subrayados por las gestoras en las últimas semanas.

 “16 de los 17 años más calurosos se han producido desde el año 2001”, ha afirmado Manuel Gutierrez Mellado, director de negocio de BlackRock en España. Marie Lassegnore, gestora de fondos de La Française AM recuerda por su parte que “la frecuencia de fenómenos climáticos extremos se ha multiplicado por más de siete desde el año 1960” y coincidiendo con la Cumbre del Clima de la ONU, a la que asistió la activista Greta Thunberg, Simon Webber, gestor de Schroders, recordaba que "los objetivos establecidos en el Acuerdo de París para hacer frente al cambio climático requieren una descarbonización completa de la economía mundial, lo que significa que todo tipo de industrias necesitarán nuevas tecnologías de producción y nuevas formas de fabricación”.

De hecho, esa concienciación que se está viendo poco a poco en una sociedad que empieza a evitar los plásticos, que opta por métodos de trasporte menos contaminantes o que empieza a ser consciente de lo innecesario que es gastar más de cinco minutos en ducharse se está notando también entre los inversores. Según el último estudio a inversores de Schroders, casi dos tercios de los inversores globales (63%) creen que el cambio climático impactará en sus inversiones, frente a sólo un 33% que se muestra escéptico, aunque aún son pocos los que convierten esa preocupación en ideas tangibles de inversión.

Las gestoras de fondos conocen esa mayor necesidad que tienen los inversores de aunar buenas rentabilidades con inversiones que ayuden a mejorar la sociedad y de ahí el auge de los llamados fondos socialmente responsables (ISR) cuyo patrimonio ha crecido en Europa este año un 28%, tres veces más del crecimiento registrado por los fondos tradicionales. Dentro de esa amplia gama de fondos ISR hay también productos que centran su inversión solo en el cambio climático y en la lista de productos que cuentan con Sello Funds People 2019 se incluyen cuatro de ellos.

Tres en bolsa

Nordea Global Climate and Environment Change es uno. Gestionado por Thomas Sorensen, este fondo es, de todos los enfocados en el clima, el que cuenta con más patrimonio en España, lo que le permite disponer este año de Sello Funds People, con la calificación Blockbuster. El producto acaba de celebrar su décimo aniversario con cerca de 1.500 millones de euros en activos bajo gestión. Cuenta con una cartera de valores muy concentrada que presentan un sesgo growth de entre un amplio universo de inversión, ya que agrupa las compañías en tres áreas: las optimizadoras (eficiencia de recursos), las adaptadoras (protección del medioambiente) y las innovadoras (energías limpias). En lo que va de año se anota una rentabilidad del 26%, según los datos de Morningstar, y también supera el 10% de rentabilidad anualizada tanto a tres como a cinco años.

También un carácter global presenta el fondo Schroder Global Climate Change, que cuenta con Sello Funds People 2019 por su clasificación de Consistente. Este producto está gestionado por Simon Webber y es él y su equipo quien selecciona a aquellas empresas “que o bien reconocen las amenazas y aceptan los retos tempranamente, o que forman parte de la solución a los problemas relacionados con el cambio climático”, ya que consideran que el mercado acabará reconociendo ese valor en bolsa. En la actualidad está sobreponderado en Europa, emergentes y Japón, así como en el sector industrial y el de tecnologías de la información.

El tercer fondo de la lista es el Robeco SAM Smart Energy, gestionado por Thiemo Lang, que cuenta con Sello Funds People por su calificación de Consistente. A diferencia de los anteriores, este producto concentra su universo de inversión en casi un solo sector, el energético, aunque no se marca limitaciones en cuanto a zonas geográficas. En lo que va de año gana un 27%, lo que demuestra la gran descorrelación que tienen las nuevas energías con las tradicionales. También consigue resultados positivos tanto a tres como a cinco años con una volatilidad superior a la de su índice de referencia pero que no excede del 16%. Desde su lanzamiento en 2003, lo que le convierte en el fondo más longevo de los analizados, consigue una rentabilidad anual del 8%.

Y uno en renta fija

Por último, citar al fondo Allianz Green Bond, que es el único fondo de renta fija de la lista. Cuenta con Sello Funds People 2019 por su calificación de Consistente. Gestionado por Hervé Dejonghe y Julien Bras, invierte su patrimonio en los conocidos como bonos verdes, ya sean de emisores privados o públicos. Pese a ser un fondo de renta fija y en un contexto de tipos al 0% consigue anotarse una rentabilidad del 9% este año, puesto que no solo se beneficia del giro acomodaticio de los bancos centrales sino también del hecho de que los bonos verdes suelen dar algo más de rentabilidad en sus cupones que la deuda más tradicional.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído