Tags: Gestores |

Crédito sí, pero siendo muy selectivo


“Invertir en bonos corporativos en vez de renta variable puede ser la decisión má sabia de 2009”, afirma Ryan Blute, responsable de producto de Pimco. Muchos expertos destacan el atractivo de los bonos corporativos frente a la renta variable, pero el riesgo de impagos y las dudas sobre el alcance de la recesión hacen que los inversores se muestren muy prudentes antes de entrar en renta fija privada.



Para Blute, la clave es contar con un buen proceso de análisis y acertar en la selección de los títulos. “Los precios de algunos bonos pueden haber caído por razones fundamentales, por ejemplo un endeudamiento excesivo o un modelo de negocio vulnerable a la recesión. Evaluar a los emisores con atención es el ingrediente clave para el éxito”, señala.



El especialista de Pimco considera que no se puede confiar sólo en la calificación crediticia otorgada por las agencias de rating y que se necesita “un análisis exhaustivo de las cuentas y del modelo de negocio” de las compañías. Además, advierte Blute, la volatilidad se mantendrá muy alta durante algún tiempo.

Lo más leído