Covid-19 un mes después: comparativa con la caída de Lehman y el 11-S


Hace un mes comenzó lo peor de la crisis del coronavirus para los mercados, con el estallido de la crisis en el norte de Italia y el cierre del área de Codogno, en Lodi, región de Lombardía. Un mes después, la enfermedad ya es oficialmente una pandemia y sigue su expansión hacia el oeste y hacia el sur, mientras se contiene progresivamente en su zona de origen, la ciudad de Wuhan, en la región china de Huabei.

Hacemos balance de lo ocurrido en los mercados desde el cierre del 20 de febrero y lo comparamos con la situación de los mercados un mes después de otros crash de este siglo, como el 11 de septiembre de 2001 y la caída de Lehman Brothers en 2008.

Rapidez

A un mes del estallido, la crisis del Covid-19 ha sido la de mayor impacto en los mercados de renta variable. El promedio de la caída de los índices de bolsa analizados (Europa, Estados Unidos, Japón y emergentes), ha sido de un 32%. Todos los índices incluidos caen más que el más afectado a un mes de la caída de Lehman, que fue el Nikkei 225 con un desplome del 22%, en un período en el que el descenso medio de los índices de nuestra muestra fue del 18%. A un mes del 11-S ya había algún mercado bursátil en verde como el FTSE 100 y el Eurostoxx 50, y la media de las caídas de los índices incluidos en este análisis era de algo más de un 3%.

En el análisis incluimos también los dos activos considerados como refugio tradicional, los bonos del Tesoro americano y el oro. A un mes del estallido, el oro, que sí que fue refugio tras el 11-S (+4,9%) y la caída de Lehman (+10,9%), y que resistió al principio, finalmente también se ha contagiado y cae un 10% en el mes. Para Dave Sekera, analista de Morningstar, esto se debe a que “las posiciones de oro se han reducido o incluso se han liquidado completamente, ya que los hedge funds y las mesas de operaciones han necesitado recaudar capital para satisfacer las garantías en otras posiciones”. La necesidad de responder a los margin calls en un momento de caídas bruscas ha podido con el metal precioso.

Y, por último, los bonos del Tesoro americano sí que han resistido, aunque han moderado algo su positiva evolución en los últimos días, en parte porque la parte larga de la curva ya no puede ofrecer mucho más recorrido y los mercados se están fijando en tramos más cortos y en la búsqueda de una mayor liquidez.

Captura_de_pantalla_2020-03-23_a_las_12

Recuperación

Mientras tanto, los bancos centrales han respondido con bajadas de tipos e inyecciones de liquidez y en el lado fiscal, los gobiernos se han comprometido a olvidarse de objetivos de déficit. Los mercados, sin embargo, no terminan de reaccionar, en parte porque todavía no hay, como señalaba Elliot Hentov, jefe de Análisis Político de State Street, “suficiente visibilidad como para hacer predicciones”.

El aplanamiento de la curva de contagios italiana es el evento más esperado, ya que podría servir de referencia sobre la evolución de la crisis sanitaria en otros países que también han tardado en reaccionar. Para los expertos, es fundamental que la R0, que indica cuanta gente es infectada en media por una persona durante su período infeccioso se sitúe por debajo de 1. En Italia la situación ha mejorado, ya que podría haber llegado a 5 y desde ahí habría descendido hasta un 1,8, pero todavía parece que no es suficiente.

Noticias relacionadas

¿Invertir ahora o esperar?

Esa es la gran pregunta que se están haciendo estos días los inversores, sobre todo aquellos que hasta ahora permanecían fuera del mercado o infraponderando la renta variable en sus carteras. Opiniones y ratios para que banqueros privados y asesores financieros dispongan de información para aconsejar bien a sus clientes sobre esta difícil cuestión.

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído