¿Cómo aproximarse a un mercado en máximos? M&G recomienda dejarse seducir por lo value


Ahora que el mercado ha dejado de cotizar a unos múltiplos cercanos a sus mínimos históricos –de hecho el S&P 500 está cerca de máximos históricos-, y que han caído las correlaciones, el equipo de inversiones value de M&G Investments estudia en qué lugares del mercado podrían hallar valor los inversores… que particularmente encuentran en las compañías que encajan con este estilo de inversión.

¿Por qué acciones value? Los expertos de la gestora recuerdan la existencia de estudios empíricos que demuestran que las acciones de valor suelen registrar una rentabilidad superior a largo plazo, y este fenómeno de valor abarca una amplia gama de periodos y lugares geográficos. “A nuestro modo de ver, este fenómeno de valor se produce como consecuencia de ciertos sesgos en la conducta inversora, y en la creciente propensión de los inversores a actuar con una mirada a corto plazo”, indican desde la gestora.

Desde la firma británica analizan la rentabilidad relativa de las acciones con sesgo valor y las de sesgo crecimiento en EE.UU. y Europa desde principios de 2007. La conclusión es la siguiente: “Si bien en términos históricos las acciones de valor suelen superar a las de crecimiento, hubo un periodo largo (entre 2007 y 2011) en que el crecimiento superó al valor en los mercados estadounidense y europeo. Esta tendencia se ha visto invertida recientemente, y ahora es evidente que el valor ha comenzado a recuperar su anterior tendencia de rentabilidad superior a largo plazo”.

“Si bien las acciones value son baratas por definición, consideramos que es importante analizar los factores determinantes de las valoraciones”, continúa el equipo de M&G, recordando que “muchas compañías cuyas acciones se consideran de valor cotizan con descuento por una razón”. ¿Cómo sortear, pues, una trampa de valor? “Si contrastamos un índice de valor con el mercado en general, muchas veces observaremos un mayor grado de apalancamiento en el índice de valor, lo que sugiere que muchas de las compañías que lo integran podrían estar atravesando dificultades financieras. Para sacar el máximo provecho del fenómeno “value” es importante realizar un riguroso análisis fundamental, a fin de identificar aquellas compañías que cotizan a valoraciones atractivas, pero que también muestran solidez financiera sin acusar un descenso estructural de sus beneficios”, concluyen desde la firma británica.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído