Cómo aprovechar un petróleo más caro


En el verano se multiplican los viajes y, con ellos, la demanda de carburante, fenómeno que presiona al alza el precio del petróleo. Siempre ha sido así, aunque desde que estalló la crisis hay otros factores que pesan en la cotización del crudo, publica Expansión. Según María Folqué, directora de Inversiones de Tressis, “realmente en los últimos años las expectativas de crecimiento económico mundial suelen ser el factor más importante en la evolución del petróleo”.

 

En este sentido, Víctor Alvargonzález, consejero delegado de Profim, espera “una tendencia moderadamente alcista del crudo en la medida en que la economía global vaya mejorando, pero dado que esa recuperación va a ser muy moderada, al menos en sus inicios, la recuperación del precio del petróleo también lo será”.

No se prevé, por tanto, un gran aumento del precio del crudo. La media del consenso de mercado espera unos 80 dólares por barril Brent en los dos últimos trimestres de 2010, lo que supondría una subida del 5% desde los niveles actuales, según explica María Folqué. No es demasiado, pero sí lo suficiente para que los ahorradores lo aprovechen. Las opciones a través de fondos son numerosas.

Alvargonzález recomienda mantener exposición a esta materia prima a través de productos que invierten en empresas petroleras, “de forma que aunque por precio el crudo no vaya a tener una evolución espectacular, al menos aprovechen la posible mejora bursátil que podría producirse de aquí a fin de año si se supera el miedo a una recesión global o a una crisis sistémica en el mercado de deuda”.

En este tipo de valores se centra el fondo de materias primas más rentable en el año, Franklin Natural Resources, cuyas principales apuestas son Occidental Petroleum y Halliburton.

De forma más global, los productos que invierten en petróleo pertenecen a la categoría de materias primas, por lo que muchos de ellos también apuestan por otros activos, algunos muy interesantes actualmente, como el oro.

Evy Hambro, codirector del equipo de renta variable de recursos naturales de Black-rock, explica que sólo en abril el precio del lingote de oro subió un 6%, por la preocupación de los inversores por la crisis griega.

Este experto cree que “la mejor forma de conseguir exposición al precio creciente del oro es mediante la renta variable de las compañías productoras, que ofrecen una gran oportunidad de aprovechar esta rentabilidad gracias a su capacidad de revalorización”.

El segundo fondo más rentable de materias primas, JP Morgan Natural Resources, invierte el 38,6% de la cartera en oro y metales preciosos y el 26,3% en energía.

Para mantener una exposición más directa al petróleo hay otras opciones, por ejemplo, los fondos que invierten en derivados del crudo, aunque también suelen tener exposición a varias materias primas. Un ejemplo es CSF DJ-AIG Commodity Index Plus, el tercer producto de la categoría que más ganancias tiene en el año, y referenciado a un índice compuesto por futuros sobre 19 materias primas.

Otra posibilidad para los inversores son los ETF. Además de este tipo de productos como el Lyxor ETF Stoxx Europe 600 Oil & Gas, vinculado al índice de las principales petroleras europeas, el 20 de julio se estrenaron en España los dos primeros ETF que invierten en futuros de materias primas: Lyxor ETF Commodities CRB y Lyxor ETF Commodities CRB Non-Energy.

El primero, referenciado al índice CRB, compuesto por una cesta de futuros dominada por el petróleo (con un peso del 23%). Y el segundo, vinculado al mismo índice pero excluyendo energía.

Sea cual sea la opción, Alvargonzález advierte que el escenario ideal en el corto y medio plazo para las materias primas es aquel en el que las expectativas son de fuerte crecimiento, especialmente en los mercados emergentes.

Y este panorama no es el actual porque aunque se espera crecimiento de estos países, no será tan fuerte como en las épocas boyantes. Otra cosa es el largo plazo: “Los emergentes volverán a su tendencia natural al crecimiento y entonces será un buen momento para las materias primas, especialmente para el petróleo si EEUU se une a la senda del crecimiento (lo de Europa es algo más complicado)”.

Lo más leído