¿Cómo aprovechar las buenas perspectivas de la economía francesa?


TRIBUNA de María García Fernández, directora de Ventas de Edmond de Rothschild AM (France) para España. Comentario patrocinado por Edmond de Rothschild AM.

Hace ya casi año y medio que tuvo lugar el referéndum del Brexit, pero, sin embargo, conviene no olvidar dos temores que salieron a la luz con él: el riesgo de contracción de la economía británica y el riesgo de que también otros países quisieran seguir su mismo camino. En cuanto a la primera de las cuestiones, vemos que a día de hoy la economía británica, cuyas empresas exportadoras se han visto beneficiadas por un momento del debilitamiento de la libra, se encuentra doblemente penalizada: por una inflación importada negativa para el consumidor (que lleva al Banco de Inglaterra a ser restrictivo en una fase de desaceleración) y por la incertidumbre jurídica que bloquea todo proyecto de inversión.

Si nos fijamos en la Europa continental, en este momento lo más destacable es la firmeza del ciclo de la zona euro, a pesar de las recientes turbulencias políticas. A lo que se suma que las perspectivas a medio y largo plazo son favorables: vemos una importante recuperación económica que va adquiriendo intensidad (el crecimiento supera el 2%), expansión (abarca a casi todos los países y sectores) y firmeza (depende principalmente de factores domésticos y no de impactos exógenos positivos). Dentro de este escenario, las elecciones presidenciales en Francia  supusieron un claro punto de inflexión para el mercado. Por un lado, porque permitieron un cese del riesgo político en Francia, lo que, sin duda, constituye un elemento positivo. Por otro lado, por la perspectiva de que se aprueben las reformas favorables para las empresas: privatizaciones/retirada del Estado, reducción del coste laboral, recorte del impuesto sobre sociedades, reorientación del ahorro hacia las empresas en detrimento de la renta inmobiliaria, por ejemplo. Pero este efecto positivo no se limita exclusivamente a Francia, puesto que también ha beneficiado a la zona euro en su conjunto: un motor franco-alemán más fuerte frente al Brexit, menor austeridad presupuestaria en Alemania a cambio de reformas en Francia, una unión bancaria más integrada (como la consolidación del sistema bancario italiano).

Además, este cese de incertidumbres ha sido especialmente bien recibido pues se produce, como decíamos antes, en un momento de recuperación del ciclo europeo, lo que se traduce en una dinámica más acelerada de crecimiento de resultados, a niveles no vistos desde 2010. Además, dicha dinámica  está mucho mejor orientada que en las demás zonas geográficas. En lo que respecta a las valoraciones, las acciones europeas ofrecen más atractivo que el resto del mercado internacional o incluso que  otras clases de activos, especialmente la renta fija o determinados activos inmobiliarios.

Para aprovechar esta positiva dinámica de la economía europea en general y de la francesa en particular, creemos que una opción interesante podría ser nuestro fondo Edmond de Rothschild Tricolore Rendement (1). En la actualidad, el fondo está muy posicionado en sectores domésticos, como el sector bancario (BNP o Crédit Agricole),  construcción (Saint-Gobain o Bouygues) o servicios informáticos (Atos, Capgemini, Altran), sectores que deberían beneficiarse a la vez del impulso aportado por la recuperación y su efecto de apalancamiento sobre el crecimiento de los beneficios, además del renovado interés por Francia y el retorno de flujos de capital desde el extranjero.

Pensamos que  esta posible mejora en Francia debería permitir por fin a los inversores volver a interesarse por este país, considerado desde inicios de 2016 como zona donde era imposible invertir debido al riesgo político. Desde Edmond de Rothschild ponemos a disposición de los inversores Edmond de Rothschild Tricolore Rendement, que genera una rentabilidad de + 75%, batiendo a su índice de referencia en un horizonte de 5 años (2).

En cuanto a valores concretos que actualmente tenemos en cartera,  destacamos Véolia, título en el que invertimos a principios de año. En febrero nos reunimos con el equipo directivo y quedamos convencidos de la solidez de la generación de flujos de tesorería que permitirán el pago de dividendos, estimado en un 4,5%. Además, la cotización de la acción ya integraba las malas noticias, por lo que calculamos que tenemos un buen potencial en este valor.  Asimismo, nos gustaría recordar  que a menudo se habla del CAC 40 (5.400 puntos actualmente) sin mencionar que el índice se calcula sin dividendos. El CAC 40 con los dividendos brutos está ahora en más de 13.000 puntos… A título comparativo, es como si contabilizáramos la progresión del sector inmobiliario sin contar los alquileres.

De cara a los próximos trimestres vemos dos ejes prioritarios en la construcción de la cartera. Por un lado, compañías domésticas con mayor capacidad para captar el impulso de la recuperación cíclica observada en la zona del euro. Aquí se engloban nombres del sector construcción (fuerte visibilidad de los libros de pedido), servicios IT (aceleración del crecimiento orgánico, estimulado al mismo tiempo por una recuperación de inversiones y la necesidad de digitalizar todos los sectores de actividad) y del sector bancario. Por otro, compañías globales (cementeras) o que se enfrentan a un declive estructural (distribución, medios de comunicación, automóvil), siempre y cuando hayan definido una estrategia de reestructuración para hacer frente a dichos retos.

(1) La información sobre los valores no puede ser tenida en cuenta como una opinión de Edmond de Rothschild Asset Management (France) respecto a la evolución esperada de los valores y, en su caso, la evolución estimada de los precios de los instrumentos financieros que emiten. Esta información no se puede interpretar como una recomendación para comprar o vender dichos valores. La composición de la cartera puede cambiar con el tiempo.

(2) Fuente: Edmond de Rothschild Asset Management (France). Rentabilidad de la clase C del 04/12/1998 al 31/08/2017: 390.75%. Rendimiento del Índice SBF 120 NR del 04/12/1998 al31/08/2017: + 160.09%.

Profesionales
Empresas

Lo más leído