Cómo aprovechar la etiqueta de España como país de riesgo


No es el momento de las altas correlaciones. Para los expertos de Invesco, "la agitación de los últimos años ha visto como volvían a reafirmarse notables diferencias en la rentabilidad entre los mercados de cada país". En su opinión, las diferencias entre los países periféricos son significativas. En ciertos casos, como el de España, la etiqueta que recibe como “país de riesgo” ha creado oportunidades para lograr ganancias considerables.

Los expertos de Invesco dividen los últimos cinco años en tres periodos. Uno que dura hasta inicios de 2008 y en el que, gracias al mercado alcista que se vivía, provoca una elevada correlación entre mercados. El segundo comprende entre 2008 e inicios de este año y los gestores optaron por una estrategia macro, en lo que importaban eran las apuestas sectoriales. En un primer momento, la atención estuvo en el sector financiero, minero e industrial y el mercado rechazó el apalancamiento.

Durante este año, el enfoque macroeconómico se ha cambiado por la inversión por países, dado que las preocupaciones por el impago de la deuda soberana han azotado los mercados. Durante el bache de mayo, las empresas, desde los sectores servicios públicos regulados, hasta bancos globales bien capitalizados, se vieron en medio del fuego cruzado ante un mercado que huía despavorido de los países periféricos de Europa.

En opinión de los expertos de Invesco, estas condiciones han brindado oportunidades para invertir en empresas de alta calidad con valoraciones extremadamente atractivas. Después de los Países Bajos, España es ahora su segundo mercado de mayor peso.

Empresas

Lo más leído