Tags: ETF | Banca privada |

Cómo aprovechar el mercado de divisas con ETF


Hay varias tendencias en los mercados de divisas que los inversores pueden aprovechar para lograr un extra de rentabilidad. Una de ellas, la que más está dando que hablar y la que más está influyendo en las bolsas y en el precio de las materias primas (fundamentalmente los metales preciosos), es la debilidad del dólar frente al euro y hay varias opciones para tomar posiciones a través de los fondos cotizados, según publica Expansión.

Según Eduardo Antón, analista de fondos de Inversis Banco, “la forma más limpia de jugar a la depreciación de una divisa contra otra es comprando un ETF que replique el tipo del mercado monetario de la divisa que se piense que se va a apreciar contra la otra moneda”. Esta sería la mejor opción para tomar una posición estructural. En este caso este experto recomendaría el SPDR Barclays Capital 1-3 Month T-Bill ETF, que replica el comportamiento de las letras hasta tres meses del gobierno estadounidense.

Pero hay otra forma de invertir en instrumentos de tipo de cambio, a través de ETPs (fondos cotizados de divisas) que tratan de replicar directamente los cruces de pares de monedas. En este caso, Eduardo Antón, recomienda antes de comprar uno u otro tener en cuenta la divisa de denominación del fondo. Esta opción sería la recomendada para tomar posiciones tácticas, debido a que dependiendo de la moneda en la que está denominado el ETP se puede obtener un mayor apalancamiento, con lo que el beneficio para el inversor será mayor, siempre y cuando se acierte en el movimiento.

En este caso, hay muchas opciones. Para apostar por la subida del dólar se podría comprar ETFS Long USD Short EUR. También se puede apalancar la posición por dos comprando ETFS Short EUR Long USD, que está denominado en la divisa estadounidense, por lo que se apalanca una vez más la posición; lo mismo ocurre con el ETFS 3x Short EUR Long USD, con el que apalancaríamos la posición cuatro veces. Este instrumento sólo sería apto por los inversores más arriesgados.

Pero esta no es la única tendencia interesante en el mercado de divisas, hay otras más exóticas, como apostar por la corona sueca, una de las monedas que se han beneficiado de la crisis de deuda en la zona euro y que a finales de abril experimentó un estirón tras la subida de los tipos de interés decidida por el Banco Nacional de Suecia (Riksbank) en un cuarto de punto hasta el 1,75%. Según Eduardo Antón, la corona ha iniciado un nuevo ciclo bajista de continuación de tendencia de largo plazo, que le debería llevar próximamente a testar los mínimos en la zona de 8,69 coronas por euro. Para este cruce de monedas también hay un gran número de ETPs, como ETFS Long SEK Short EUR o ETFS Short SEK Long EUR, y sus versiones apalancadas correspondientes.

Aparte de los productos específicamente diseñados para tener exposición al mercado de divisas, cualquier ETF denominado en una moneda determinada está expuesto a la evolución de la misma. En general la mayoría de los fondos cotizados tiene como moneda base las divisas principales, como el dólar, el euro, la libra esterlina, el franco suizo o el yen, pero cada vez se abren paso en el mercado ETF en otras monedas menos comunes debido a la creciente demanda de los ahorradores, a su vez impulsada por el cada vez mayor atractivo que tienen para los inversores los mercados emergentes. Iván Pascual, director de Ventas de iShares Iberia, explica que actualmente iShares tiene varios ETFs de renta variable y de renta fija denominados en divisas exóticas como el peso mexicano o el real brasileño. Adicionalmente, según comenta, gran parte de los productos tienen líneas de negociación en diversas divisas para facilitar a los clientes la negociación en esas monedas.

Ivan Pascual explica que en la oferta de productos de iShares el riesgo de divisa no está cubierto, por lo que los inversores pueden obtener exposición a diversas divisas en función de sus expectativas de revalorización. Sin embargo, debido a la demanda por parte de los inversores institucionales, en octubre de 2010 lanzaron cinco ETFs con la divisa cubierta, tres de los cuales ofrecen una exposición internacional con el euro cubierto: iShares MSCI Japón, iShares MSCI World e iShares S&P 500.

Profesionales

Lo más leído