Comida China para llevar - Bonos "dim sum" en el menú

  • 23/12/2011

Las acciones chinas han sido un destino de inversión popular durante muchos años, pero hay una nueva clase de activos de este país que se ha convertido en el centro de atención últimamente: los bonos Offshore Renminbi(RMB). Conocidos como bonos "Dim Sum", este nuevo mercado de bonos Offshore RMB nació a mediados de 2010 cuando las autoridades chinas levantaron ciertas restricciones que permitieron emitir bonos a una gama más amplia de instituciones. Antes de estas reformas, el RMB era estrictamente una divisa doméstica con pocas características internacionales u oportunidades de inversión. Ahora, las cosas están cambiando y la moneda se ha internacionalizado a un ritmo muy rápido.

El objetivo final de China es hacer que el RMB sea una divisa de reserva mundial para fines de inversión, comerciales y pagos. En parte, este impulso se debe a que China se siente atrapada al tener que confiar en el dólar estadounidense como la principal unidad de cambio de sus exportaciones y como reserva de valor para la mayor parte de su acervo de reservas de divisa, pero también porque -como EE.UU. y el Reino Unido en el pasado- los responsables políticos han descubierto los beneficios de tener una moneda de reserva global.

El actual proceso de internacionalización del RMB es casual, porque el mundo está dispuesto a adquirir nuevos activos financieros y desde los inversionistas menores hasta los bancos centrales y fondos soberanos de inversión están buscando diversificarse más allá del dólar estadounidense. Teniendo en cuenta las características de este punto de partida y las restricciones de liquidez, la desaparición del dominio global del dólar llevará tiempo necesariamente. Pero con China en camino de convertirse en la mayor economía y en el mayor exportador del planeta, los paralelismos históricos indican que el RMB tendrá un papel importante como divisa de reserva en el futuro. Dicho esto, hay que recordar que todavía hay mucho trabajo por hacer para alcanzar el estatus de divisa de reserva, incluida la apertura de la cuenta de capital para las transacciones internacionales.

Los cambios en la política de Reservas Internacionales se afianzan

Al igual que la mayor parte de la política económica de China, la mayoría de los cambios en el enfoque de la divisa se están desarrollando gradualmente. El régimen cambiario actual tiene ahora una mayor flexibilidad y parece que las autoridades están más dispuestas a permitir que la moneda se aprecie mejor que en el pasado, aunque de forma gradual. Recientemente, ha cobrado fuerza el frente del cambio regulado. China ha establecido la permuta financiera de divisas con muchos otros países, como en América Latina y Asia, y la emisión de bonos en RMB de Hong Kong (llamados 'Dim Sum') está creciendo y es un primer paso hacia la creación de un mercado de bonos para inversión en RMB, que comenzó cuando las autoridades chinas levantaron una serie de restricciones, por lo que es factible para muchas instituciones emitir más bonos. Su desarrollo es visto como un paso clave para el gobierno chino en el camino hacia la internacionalización total del RMB.

Los proyectos para el asentamiento del Renmimbi también llevan en vigor algún tiempo. En 2009, los planes de liquidación de operaciones del RMB comenzaron en una serie de ciudades del país y a los bancos de Hong Kong que participaron se les permitió brindar financiación para que los comerciantes extranjeros pudiesen resolver sus operaciones comerciales en RMB.Mientras sigan los cambios, tendrán la ventaja inmediata de reducir el riesgo cambiario para las empresas chinas que evolucionen para funcionar con RMB. El año pasado hubo un despliegue mundial de liquidación de operaciones en RMB y se lanzó una plataforma para productos RMB extraterritoriales. El mercado interbancario de RMB se abrió también para algunos titulares en el exterior y se puso en marcha una prueba de Inversión Extranjera Directa en RMB. En los próximos años esperamos ver un crecimiento significativo en las negociaciones comerciales en RMB y cada vez más liquidez en el mercado de bonos Offshore en RMB , así como el incremento en la emisión de bonos 'Dim Sum'.

Un mercado de bonos que crece muy rápido

La capitalización de mercado de estos bonos se ha expandido rápidamente de 29 millones de RMB en julio de 2010, a 61 millones de RMB a finales de 2010 y a más de 200 millones de RMB en la actualidad. Parece razonable esperar otros 50-100 millones de RMB para el resto de 2011 y esperamos que continúe creciendo a un buen ritmo en el futuro. El mercado ha atraído a muchos y diversos tipos de emisores, diversificando cada vez más y mejorando la liquidez. El Gobierno chino ha emitido bonos, al igual que los bancos políticos chinos, los bancos comerciales y las instituciones corporativas. Además, el mercado también ha atraído a emisores globales. Las recientes emisiones de Air Liquide en Francia y BP y Tesco en el Reino Unido han puesto de relieve el creciente atractivo de los mercados internacionales. Parece que los inversores también se han dado cuenta de que sí, eventualmente, los mercados de bonos locales y extraterritoriales se unen, los bonos chinos se convertirían en una importante clase de activos globales.

En resumen, las autoridades chinas están dispuestas a internacionalizar el RMB y el proceso está en marcha. El mercado de bonos en RMB de Hong Kong es fundamental para la estrategia de internacionalización y es probable que haya grandes avances en este y otros frentes en los próximos años, lo que abrirá nuevas oportunidades de inversión en la que creemos seguirá siendo una de las economías más dinámicas y de más rápido crecimiento del mundo. Invertir en el mercado de bonos extraterritoriales en RMB abre a los inversores la posibilidad de aprovechar la diversidad del RMB y de las carteras, algo que es difícil de encontrar en un mundo cada vez más interconexionado.

Lo más leído