Cinco temas macro que dominarán al mercado en 2017


Después de años de baja –o nula-inflación, políticas de austeridad en países desarrollados y políticas monetarias generalmente laxas, parece 2017 será un ejercicio plagado de novedades en el entorno macro. Expertos de gestoras internacionales han identificado los temas macro que dominarán –probablemente- el mercado durante el año que viene.

#1 Regreso de la inflación

Michael Hasenstab, director de inversiones de Franklin Templeton Investments, afirma que la inflación subirá en EE.UU. debido principalmente a las presiones salariales al alza, en un mercado laboral prácticamente en pleno empleo, y estarán reforzadas por una política monetaria aún laxa y una política fiscal más expansiva. Hasenstab espera que la inflación general supere el 3% a principios de 2017.

El experto también espera “una escalada del gasto gubernamental por parte de la administración entrante, notablemente en forma del incremento del desarrollo en infraestructuras, lo que se añadiría a las presiones inflacionarias existentes, además de proporcionar un impulso al crecimiento e incrementar probablemente el ritmo de emisiones de treasuries”.

“Las tendencias de reflación hacen que sea fundamental adoptar un enfoque flexible y sin limitaciones respecto a la renta fija”, afirma Monica Defend, directora de asignación de activos global de Pioneer Investments. La visión de la firma es que el "efecto Trump" favorecerá “a las operaciones basadas en la reflación que puedan ejecutarse sobre un amplio espectro de estrategias de inversión en renta fija en los mercados mundiales”. Defend indica la preferencia por bonos ligados a la inflación de EE. UU. y la zona euro, porque “siguen descontando un patrón de muy baja inflación”, y añade que “la curva de los títulos del Tesoro de EE. UU. seguirá positivizándose en un contexto de mejora de los fundamentales macroeconómicos, ya que posiblemente entremos en un nuevo régimen de política fiscal expansiva”.

Para 2017, Monica Defend indica que “el dólar estadounidense contará con el respaldo que le brinda el proceso de normalización de los tipos de interés de la Fed y la fase actual de falta de sincronización entre las políticas de los bancos centrales, que podría intensificarse si el "efecto Trump" genera crecimiento económico e inflación”.

#2 Crecimiento global potencialmente más sólido

Partiendo de la premisa de la reflación, Monica Defend afirma que las clases de activos más beneficiadas serían la renta variable global, estadounidense y asiática, mientras que la mejora de la zona euro sería menos pronunciada, debido a unas perspectivas de crecimiento más moderadas y a la persistencia del riesgo político. “También nos gusta la renta variable de Japón, ya que el país está siendo el escenario de experimentos para impulsar el crecimiento y la inflación, y las turbulencias políticas internas parecen más contenidas”, añade.

Los expertos de Allianz Global Investors indican que China seguirá siendo el principal contribuidor al crecimiento global, pero teniendo en cuenta que consumirá menos materias primas de uso industrial que en el pasado “y más petróleo y materias primas blandas, al urbanizarse rápidamente”.

Aunque la posición de capital china seguirá siendo una preocupación, en la gestora alemana prevé que la política “One belt, One road” (trasunto moderno de la Ruta de la Seda) “podría ser el nuevo Plan Marshall que necesita el mundo después de la Crisis Financiera Global”. “Con India e Indonesia haciendo ahora un significativo progreso en reformas, Asia ofrece el mejor equilibrio de crecimiento e inversión”, concluyen.

#3 Riesgos geopolíticos

Los expertos de Allianz Global Investors delimitan dos tendencias: por un lado, la posible oleada de desregulación; por otro, el auge del nacionalismo y el populismo. Sabiendo que se celebrarán elecciones clave en Francia y Alemania, desde la gestora alertan de que “la política debería seguir siendo una consideración de inversión clave”. Teniendo en cuenta la posibilidad de que algunos gobiernos incrementen el gasto público, desde la gestora indican que “la infraestructura local y el gasto en defensa centrarán la atención de muchos países en los próximos años”.

“Aunque prevemos un crecimiento económico ligeramente más sólido en 2017, seguimos observando diversos riesgos estructurales, como el riesgo de que se cometan errores políticos, la elevada exposición a la deuda de las economías globales y los riesgos geopolíticos, especialmente en Europa, donde el calendario político está muy apretado”, corrobora Monica Defend. Ésta recomienda “ampliar las fuentes de diversificación e incorporar estrategias de cobertura”, y en este sentido comenta que “el oro podría ayudar a suavizar los posibles repuntes de volatilidad, al igual que los activos inmobiliarios de una forma más general, que podrían ofrecer protección frente a la inflación y tener una menor correlación con clases de activo tradicionales que resultaría útil en fases de estrés en los mercados”.

#4 Más selección en emergentes

El representante de Franklin Templeton afirma que “seguimos viendo variaciones significativas entre economías vulnerables y otras más fuertes en emergentes”. Sobre el posible impacto negativo de la Administración Trump, Hasenstab señala que sus mensajes proteccionistas se han suavizado considerablemente, de tal manera que “hay varios escenarios en los que los impactos actuales sobre economías emergentes específicas producidas por ajustes en políticas comerciales podrían ser mínimos o insignificantes”.

Además, Hasenstab explica que varios países emergentes ya han sufrido dificultades en los últimos años que les han obligado a hacer los deberes, de tal manera que sus economías son ahora más resistentes a shocks externos. “Durante periodos de incertidumbre en el corto plazo, los mercados tienden a sobreestimar los factores potenciales de política estadounidense y subestimar los factores domésticos, más importantes, en estos países”, añade el experto, por lo que espera que las valoraciones vuelvan a reflejar adecuadamente los fundamentales subyacentes en el largo plazo de estas economías.

#5 Equilibrio del petróleo

Los expertos de Allianz Global Investors prevén que la oferta y la demanda del petróleo reencuentren el equilibrio en 2017: “Una ligera subida del precio del petróleo en 2017 debería impulsar la inversión en petróleo y la inflación global, pero creemos que no prenderá un nuevo boom del esquisto en EE.UU.”. Asimismo, anticipan que “la oferta seguirá bajo presión por la situación geopolítica tensa en Oriente Medio, Latinoamérica y África”.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas