China permite que los extranjeros puedan negociar con futuros


Según publica el Wall Street Journal, China ha accedido a que los inversores extranjeros con licencia QFII (Qualified Foreign Institutional Investor) negocien con futuros sobre el índice, de modo que puedan cubrir sus inversiones en la bolsa local.

La licencia QFII permite que determinados inversores extranjeros puedan invertir en acciones A (que son aquellas que cotizan en Shangai o Shenzhen y están denominadas en yuanes). Las autoridades chinas anunciaron su decisión de permitir que los inversores extranjero invirtieran en futuro sobre el índice a través de este programa en la clausura del Diálogo Económico y Estratégico mantenido entre China y EEUU.

Como explica el diario económico, la volatilidad de la bolsa china en los últimos años ha sido muy elevada. Algo que podría explicarse por la ausencia de futuros sobre el índice. Por otro lado, esta iniciativa podría suponer un incentivo para la incipiente industria hedge que se está desarrollando en el país y que hasta ahora ha tenido que conformarse con adoptar posiciones largas en renta variable y reducir el riesgo aumentando la liquidez.

Actualmente es posible adoptar posiciones cortas en la bolsa china, aunque no libremente. Los inversores institucionales chinos tienen una capacidad limitada para cubrir las acciones A, mientras que los extranjeros pueden ponerse cortos en acciones H (que se corresponden con compañías cotizadas en Hong Kong y denominadas en dólares) o bien a través de ETF y fondos indexados sobre el índice.

 

Lo más leído