Carmignac vuelve a apostar por las bolsas y suprime las coberturas


Carmignac Gestión ha cambiado su apuesta hacia la renta variable, sobre la que ha suprimido todas sus posiciones de cobertura, y ha completado inversiones para llevar la exposición bursátil del Carmignac Investissement al 100% y al 40% en el caso del Carmignac Patrimoine, pues, según afirma Eric Le Coz, miembro del comité de gestión en su carta mensual correspondiente a agosto, titulada “I would prefer not to”, “las incertidumbres que pesan sobre las perspectivas de crecimiento a un lado y otro del Atlántico no deben ocultar la buena salud de las empresas”. Esta decisión se produce después de haber reconocido que unas posiciones demasiado defensivas pasaron factura a la rentabilidad del Carmignac Patrimoine, su fondo insignia, en el mes de julio.

“Preferiría no tener que decirlo, pero no hemos gestionado de la mejor manera estos movimientos lo largo del mes”, reconoce Le Coz, en referencia a la sensible bajada del dólar (-9% para el dólar indexado desde el 4 de junio) y la fuerte recuperación de los sectores de renta variable más vulnerables (+27% para los bancos europeos desde el descenso del 8 de junio), una evolución que pasó factura a sus fondos, que contaban con una muy baja exposición al euro (y alta al dólar) y una significativa infraponderación de la renta variable, especialmente bancos europeos. Y es que Le Coz destaca el progreso que ha supuesto la publicación de los tests de estrés a la banca europea y alaba en su carta el ejercicio”de rigor y transparencia” realizado por España.

En lo referente al escenario económico, reconoce que las preguntas que se plantean en la economía mundial y la asignación de activos “siguen siendo difíciles”, hasta el punto de que aportar “respuestas tajantes y definitivas me parece un ejercicio peligroso”. Aun así, descarta una vuelta a la recesión en los Estados Unidos, si bien augura un índice de crecimiento nominal modesto y una baja inflación para el corto plazo. “La reducción del endeudamiento llevará un tiempo y vendrá acompañada de un crecimiento estructuralmente más bajo que en el transcurso de los últimos veinte años”, advierte, una tendencia que ya habían identificado en la gestora aunque no habían tenido suficientemente en cuenta.

Debilidad del dólar más que confianza en el euro

“Por ello, y dados nuestros justificados temores sobre la situación europea, subestimamos el impacto sobre la paridad euro/dólar del movimiento de la diferencia de rendimiento entre los bonos del Estado estadounidenses y alemanes a 2 años, que pasó de una prima de 34 puntos básicos a favor de los tipos americanos a fines de mayo, a una deducción de 21 puntos básicos de esos mismos bonos al día de hoy”. En esta fase, a casa ha hecho ajustes, reduciendo la exposición al dólar al 45% y 38%, respectivamente, en los fondos Carmignac Investissement y Carmignac Patrimoine. Si bien Le Coz advierte que no hay que confundir las cosas, pues más que una recuperación de la confianza en el euro, se está demostrando la debilidad del dólar.

La casa francesa sigue apostando por los países emergentes, que pondrán fin a los procesos de restricción monetaria, una situación que debería permitirlos registrar mejores resultados que los países desarrollados. “Y, por consiguiente, permitir a los sectores de las materias primas beneficiarse ampliamente de la recuperación que ya observamos en los recursos naturales subyacentes”, apostillan desde Carmignac.

Lo más leído