Tags: ETF | Negocio gestoras |

Canadá es el país donde más crecen los activos de ETF en el primer trimestre


La región que más vio crecer el patrimonio de sus ETF a lo largo del primer trimestre de 2011 fue Canadá, según los últimos datos del informe sobre la industria de productos cotizados de BlackRock, elaborado por Deborah Fuhr. Los ETF canadienses vieron crecer su patrimonio desde enero hasta marzo en un 11,4%, pasando de 38.400 millones de dólares a 42.800 millones, si bien la cifra fue ligeramente menor a la de un año antes (donde se dio un crecimiento del 14,9%). Actualmente, en Canadá hay 171 ETF de 4 proveedores y en 1 bolsa.

 

 

En Europa, el incremento fue del 8,3%, pasando de 284.000 millones de cierre de 2010 hasta los actuales 307.500 millones de dólares, casi triplicando la subida del 3% del mismo periodo del año pasado. La industria europea cuenta con 1.122 fondos cotizados de 41 proveedores y en 23 bolsas.

El continente asiático vio el patrimonio de sus fondos cotizados subir un 6,9% de enero a marzo, pasando de 53.300 millones de dólares a 56.900 millones; también un crecimiento mayor al vivido hace 12 meses, algo superior al 4%. Con 224 ETF cerró el trimestre el continente, procedentes de 63 proveedorees y listados en 13 bolsas distintas.

En el primer trimestre de 2011, los activos de los ETF estadounidenses se incrementaron en un 6,6%, desde los 891.000 millones de dólares registrados a finales de 2010 hasta los 950.000 millones de finales de marzo. En el mismo periodo del año pasado, el incremento fue menor, de en torno al 5,5%. A finales del primer trimestre, la industria contaba con 949 productos de 29 proveedores en dos bolsas, 135 más que 12 meses antes.

El crecimiento de esta industria fue muy leve en Latinoamérica, donde los activos sólo ganaron el 0,7%, desde 10.100 millones de dólares a 10.200, si bien la cifra es positiva en comparación con el 5,1% de bajada patrimonial sufrida de enero a marzo de 2010. Actualmente existen 26 ETF en el mercado de 4 proveedores y en 3 bolsas.

Japón fue la única región donde los activos de los ETF se resintieron, disminuyendo su patrimonio en un 8,1% ante el terremoto, tsunami y riesgo nuclear que se produjo en el país a partir de marzo y que llevó a los inversores a retirarse del mercado. Así, pasaron de tener activos por valor de 32.200 millones registrados a finales de 2010 hasta los 29.600 de cierre del primer trimestre del año. Esta cifra es especialmente negativa si se compara con el incremento patrimonial de casi el 11% vivido en el mismo periodo de un año antes. En total, Japón cuenta con 84 ETF de 8 proveedores en 3 bolsas.