Byron Wien: No debemos tener miedo a la primera subida de tipos de la FED


Byron Wien, asesor senior y vice presidente de Blackstone Advisory Partners, sigue confiando en que 2011 sea un año de retornos de doble dígito para el S&P 500. En cuanto a la corrección que han sufrido los mercados emergentes, opina que estamos cerca de niveles que representan una oportunidad de inversión, en especial para China. Antes de unirse a Blackstone, Wien era director de estrategia de Pequot Capital, y previamente trabajó durante 21 años como director de estrategia para EE.UU. en Morgan Stanley. Wien ha sido uno de los estrategas en anticipar algunos de los acontecimientos que han marcado la actualidad de los mercados en los primeros meses del año, como la subida del petróleo, la espiral inflacionista en los alimentos y la prevalencia de Rusia sobre los restantes mercados BRIC en 2011. Wien también es coautor del libro “Soros on Soros – Staying Ahead of the Curve”, sobre la vida y filosofía de inversión de George Soros.

En su carta de marzo a los inversores Wien reconoce con humor que el rally de los mercados desarrollados en los primeros meses del año es resultado de la idea generalizada que todos teníamos en enero de que el año sería relativamente bueno, pero que era mejor esperar a una corrección, ser cautelosos y ver como se desarrollaban los acontecimientos antes de invertir en renta variable. Wien constata su creencia de que Dios creó los mercados bursátiles para que el mayor número posible de individuos hagan el ridículo, y por tanto, no hay que extrañarse del rally vivido. A pesar de esto, los fundamentales de la economía son buenos.

Para el mercado estadounidense, Wien apunta que la política monetaria seguirá igual hasta que el desempleo alcance el entorno del 8%. En ese momento podemos ver las primeras medidas restrictivas, pero no debemos tener miedo. Y aquí, echa mano de las estadísticas. En ciclos pasados, el S&P 500 subió un 15,6% de media en los doce meses anteriores a la primera subida de tipos, y un 4,8% en los seis meses previos. Incluso tras la primera subida, el S&P 500 ganó un 8% de media en los seis meses posteriores, y un 3,7% en el año posterior. Lo más relevante es la calidad del crecimiento económico y de los beneficios empresariales por lo que si se cumple el pronóstico de que el PIB estadounidense crezca un 4% en 2011 y evite la recesión en 2012, la probabilidad de que el mercado nos depare un buen año son altas. Wien añade que veremos vaivenes, pero reitera su pronóstico de subidas de más del 10% para el S&P 500 este año.

En cuanto al resto del mundo, Wien ve claros signos de recuperación en todas partes. La Eurozona y Japón están recuperándose, pero las regiones emergentes se enfrentan al problema de la inflación. Más del 30% del Índice de Precios al Consumo en China y Brasil proviene de los alimentos, mientras en India representa el 47%. En este país, el los precios mayoristas están creciendo entre el 8% y el 9% provocando subidas de tasa de interés por parte del gobierno que han recortado las previsiones de crecimiento del PIB desde el 9% hasta el 6%-7%. En China la historia es muy similar y en Vietnam, que Wien señala como ejemplo extremo de esta situación, los precios suben más del 20% y las tasas de interés están tan solo en el 9%. Como resultado, las bolsas de la mayor parte de las economías emergentes han corregido en mayor o menor medida en 2011, o como mínimo van por detrás de los mercados en Europa y EE.UU. Wien opina que si bien la corrección podría continuar algo más, se está fraguando una oportunidad de compra en estos mercados.

 

Lo más leído