Bankia hace una fuerte apuesta por los fondos y los eleva un 8% en sólo tres meses


La guerra por los depósitos sigue viva en España aunque a unos precios en torno a medio punto más moderados que a principios de año. Sin embargo, Bankia no quiere luchar en ese campo de batalla y y ha decidido apostar más por la comercialización de fondos de inversión, que son más rentables tanto para los clientes como para la propia entidad. Así lo explicó ayer el número dos de la entidad, José Sevilla, durante la presentación de resultados del grupo, que muestran que en sólo tres meses ha crecido un 8% el volumen de fondos, hasta situarse en 6.978 millones de euros, al tiempo que los planes de pensiones se han incrementado un 12,5%, hasta 4.260 millones.

En total, entre ambos tipos de productos han conseguido unos aumentos de 992 millones, que comparan con los 1.305 millones que han vivido de descenso los depósitos a la vista y a plazo de los clientes particulares. Tras esta evolución, el ratio fondos sobre depósitos sigue teniendo mucho recorrido por delante, puesto que todavía está situado en el 6,6%, muy por debajo de otros competidores, que rondan el 12%. 

Sevilla explicó que su apuesta por los fondos se basa en que son más rentables para los clientes  y puso como ejemplo la apuesta que están realizando por los garantizados de renta fija que, con un plazo medio de tres años, liquidez total y con las carteras construidas por deuda pública, están ofreciendo rentabilidades del 3%. Frente a ello, los depósitos a plazo captados en el primer trimestre se pagaron a tipo medio del 2,43% (0,46 puntos menos que 2012) y las cuentas a la vista, al 0,34%. El tipo medio de su cartera total de depósitos descendió al 1,86%, mientras que en marzo la rentabilidad media ofrecida por Bankia Fondos se elevó al 2%, lo que le situó de nuevo como la gestora española más rentable, 0,6 puntos por encima de la media del mercado.

La otra gran razón para apostar por los fondos, explicó, es que son también más rentables para la entidad, pues permiten captar más comisiones en una situación cómoda de liquidez de la entidad en la que no tiene necesidad de pelearse por los depósitos. Su intención es seguir por este camino en los próximos meses y se mostró convencido de que la tendencia se mantendrá durante varios trimestres aunque, reconoció, todo dependerá de cómo puedan construirse las carteras en este entorno de menor rentabilidad de la deuda pública española.

Cuota de mercado

También es previsible que durante los próximos meses se mantenga la reducción de la cifra de depósitos, como consecuencia del cierre del 30% de la red de sucursales. La idea de la entidad es que su cuota de mercado, que ahora oscila entre el 9% y el 10%, se reduzca 1,5 puntos. 

En un trimestre caracterizado por este "mayor esfuerzo por los fondos de inversión", la entidad logró volver a la senda de beneficios y consiguió unas ganancias de 74 millones, mientras que su matriz BFA se apuntó un beneficio atribuido de 177 millones y pretende superar los 800 millones en el conjunto del año.

 

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído