AXA IM: “Los fundamentales y las condiciones del mercado respaldan la apreciación del yuan”


Según el Banco de Pagos Internacionales (BIS), desde 2005, el yuan se ha apreciado un 26,3% en términos efectivos nominales y un 35,6% en términos efectivos reales. "Creemos que China seguirá avanzando hacia una economía más equilibrada que dependerá menos de los superávits comerciales, por lo que proyectamos una nueva apreciación de la divisa desde sus niveles actuales". Así lo afirma el equipo de Análisis e Inversión de AXA Investment Managers en su último informe, en el que analiza la situación de la divisa china. Dejando de lado factores coyunturales, como la reciente expansión monetaria llevada a cabo por el Banco de Japón, "la apreciación del yuan responde también a factores internos, principalmente la evolución hacia un tipo de cambio flexible o flotante y la convertibilidad de la moneda".

En la gestora francesa creen que los fundamentales y las condiciones del mercado respaldan la apreciación del yuan, lo que podría fomentar una mayor flexibilización del tipo de cambio en lo que queda de año. "El objetivo de la reforma financiera puesta en marcha por el Banco Popular de China (PBOC) en 2005 es que el yuan pase a ser una divisa convertible de uso internacional, lo que a su vez exige un tipo de cambio flotante. En nuestra opinión, la reforma contribuirá al crecimiento sostenible de la economía china a largo plazo”.

Un tipo de cambio flotante implicará además un cambio de régimen para el PBOC, puesto que una reforma de este tipo exige contar con una política monetaria independiente y más flexible. Los analistas de AXA IM se muestran optimistas: "La aceleración de la reforma del yuan no es un hecho aislado, sino que se están llevando a cabo de forma paralela muchas otras reformas, como la desregulación de los tipos de interés o la convertibilidad de la cuenta de capital".

"El plan quinquenal chino 2011-2015 no incluye muchos detalles sobre la reforma financiera pero pensamos que establecer un tipo de cambio flotante para el yuan es una tarea fácil en comparación con otras reformas (como la apertura de las cuentas de capital y la liberalización de los tipos de interés sobre depósitos bancarios, que podrían amenazar la estabilidad financiera)". El subgobernador del PBOC anunció en abril que las bandas de cotización diaria de la divisa, que ahora mismo se sitúan en el +/- 1%, se ampliarán próximamente. Los expertos de AXA IM estiman que podrían alcanzar el +/- 2% durante la segunda mitad de 2013, lo que aliviaría las presiones alcistas sobre el yuan. "Este anuncio, junto con la continuación del gobernador Zhou al frente del PBOC, refuerza el compromiso del gobierno chino con la reforma cambiaria".

Noticias relacionadas

Lo más leído