Atentos a los beneficios empresariales y los riesgos geopolíticos


Lograr rentabilidad (y no perder) es el objetivo de toda cartera que se precie, y para lograrlo hay que identificar las fuentes del rendimiento y tener muy controlados y presentes los riesgos. Ambos temas se han analizado en un debate organizado por Funds People y patrocinado por Algar Global Fund

Benito del Rincón, director del departamento de las carteras de fondos de SabadellUrquijo Banca Privada, cree que este año la renta variable tiene algo de recorrido, pero con sesgo a la baja. Advierte que los resultados empresariales son la parte de la ecuación donde se concentran los riesgos. “Si en lugar de crecer a ritmos del 5% o 6% lo que hacen es descender o incrementarse poco, “habrá que aceptar los descensos de rating, y entonces se podría producir perfectamente una caída del 10% en la renta variable global. Es un escenario que no descartamos”. También destaca la importancia del horizonte de inversión. “Hasta hace unos años se podía plantear una cartera conservadora donde un horizonte de inversión a un año fuera razonable, pero ahora no”. Afirma que están invirtiendo algo de dinero en gestión alternativa y high yield, y destinando mucho a cash, mientras que en renta variable son más tácticos, e incluso han empezado a bajar su peso.

“Nosotros siempre decimos que el riesgo más importante es el que no conocemos porque es el que no está recogido en precio”, afirma Ignacio Cantos, director de Inversiones de Atl Capital. Coincide en que la clave para este año son los beneficios. El mercado no es actualmente muy exigente, “pero es verdad que si los resultados son mucho peores que los del año anterior tendremos otro ejercicio negativo”. También ha querido hacer hincapié en la dispar actuación de los bancos centrales, que ha generado una inflación de activos. “Ahora se van a empezar a retirar los estímulos, ¿provocará esta situación una deflación de activos?” Afirma que ese es un riesgo latente y que hay que estar atento al impacto de las políticas monetarias.

010_Tres

La actuación de los bancos centrales también es un factor de riesgo para Jean Claude Felguera, gestor del Algar Global Fund. “No creemos que sea un escenario catastrófico, pero sí que es un escenario que hay que vigilar”. Se pregunta el motivo por el que los tipos de interés se encuentran tan bajos: “El tipo de interés real ya no es del 5% es del 0,05%, y creemos que el que sea tan bajo es un reflejo de que los retornos de la inversión son exiguos, algo que los que invertimos en bolsa tenemos que tener en cuenta, y tenemos también que transmitírselo a los clientes”.

Para Beatriz Paredes, asesora de Algar Global Fund, dos son los factores que van a marcar el devenir del año en curso en lo que a atañe a renta variable, y que a día de hoy generan significativas incertidumbres. Coincide en que uno de ellos es el ritmo de crecimiento de los beneficios de las compañías, que actualmente es todavía un poderoso interrogante. El otro factor clave es el alcance final de los riesgos geopolíticos que actualmente acechan a los mercados, como el Brexit o la guerra comercial entre EE.UU. y China. Las circunstancias actuales requieren una buena dosis de prudencia. “En renta variable lo que hacemos es un trabajo de orfebrería: analizamos las compañías, cómo evolucionan a lo largo de la temporada y del ciclo económico, si cumplen o decepcionan con sus resultados, el precio al que cotizan, y sus perspectivas de crecimiento a medio plazo”, afirma.

025_Jean_solo

La evolución del ciclo global. En este tema resume Francisco Blasco, responsable de renta variable y fondos de fondos de Imantia Capital, los riesgos para este 2019. Lógicamente, una de las cosas que afectan a esa evolución son los riesgos geopolíticos. “Estos riesgos van a provocar volatilidad, y el día en que las incertidumbres se despejen los mercados van a subir con fuerza, pero si no se solucionan, lo que harán será bajar mucho”. No obstante, afirma que “lo realmente importante es cómo evoluciona la economía en los países emergentes, en concreto China, en EE.UU., y en Europa: los beneficios, y sobre todo las guías para el próximo semestre y 2020, serán la clave en los próximos meses en los mercados financieros”.

No de riesgos sino de oportunidades de futuro habla Íñigo Colomo, director de Inversiones de March AM, que hace una previsión, pero no para este año o el que viene, para los próximos 10. “Mi vaticinio es que durante los próximos 10 años la gestión indiciada en renta variable americana va a ser tremendamente decepcionante. La TIR del S&P en los últimos 10 años ha sido de entre el 8% y el 9%, y la TIR del S&P en el caso de una inversión que empiece en el 2019 y acabe en el 2029 va a ser de en torno al 1%”. Este es el caldo de cultivo perfecto para hacer brillar la gestión activa: “Vamos a ver como ese gran flujo de gestión activa hacia pasiva que se ha producido en los últimos años se mitiga mucho. Vamos a volver a ver un renacimiento de la gestión activa, una oportunidad para los que nos dedicamos a este tipo de gestión”.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas