Tags: Negocio |

Aportando valor al core business: ART, la vanguardia tecnológica


TRIBUNA de Cándido Pérez, Head Country Manager de Cad It España. Comentario patrocinado por Cad It España.

La transformación digital y el cumplimiento son grandes retos estructurales a los que se enfrenta actualmente el sector financiero. La industria está cambiando a pasos agigantados, los modelos de innovación, data governance, supervisión y monitorización de procesos son grandes desafíos que mueven a las entidades financieras a poner el foco en la tecnología como motor fundamental de avance para el negocio.

La evolución de la tecnología y el cumplimiento normativo ponen de manifiesto la necesidad de una gestión óptima de procesos, datos, recursos y servicios, que permita promover la adopción de una nueva mentalidad y una renovada relación con clientes, proveedores y reguladores.

Se requiere pasar de una visión estática a un modelo dinámico que garantice una gestión de procesos proactiva respaldada por un linaje de datos confiable y preciso, que facilite la gobernanza de datos de forma efectiva, con una evaluación de riesgos e informes enriquecidos, así como la responsabilidad en el tratamiento y la trazabilidad.

Desde el Grupo Cad It estamos trabajando durante estos últimos años e implantando ART como nuestra solución tecnológica a estas necesidades de la industria. ART es una plataforma digital que actúa como un Gestor de Procesos de Negocio (BPM, por sus siglas en inglés) enriquecido con capacidades tecnológicas dirigidas a un eficaz gobierno de los datos implicados, así como garantizar la calidad y relevancia de los mismos. Una herramienta que, partiendo desde una visión global de los flujos de trabajo de la entidad, pasa a analizarlos para remodelarlos y automatizarlos, proporcionando a la vez herramientas eficaces para su control y monitorización.

ART cambia el paradigma sobre cómo los usuarios se relacionan con sus cargas de trabajo diarias, al desplazar las tareas repetitivas y complejas hacia un entorno inteligente y proactivo. Un sistema que se encarga de supervisar todos los procesos implicados y que acude al usuario adecuado solo cuando es necesaria su intervención. A la par, proporciona a todos los actores implicados la información sobre cómo se están distribuyendo los eventos entre usuarios, departamentos y procesos en cada momento.

Con esta solución fomentamos un nuevo entorno tecnológico que profundiza en el concepto de menor dependencia de los departamentos internos de IT, al poner a disposición del usuario final un sistema que le aporta facilidades para poder desempeñar su trabajo de forma autónoma, ágil, eficaz y segura. Para ello, la herramienta cuenta con un dashboard centrado en el flujo de procesos implicados, donde el usuario puede recibir notificaciones del resultado de los eventos ya procesados que son de su incumbencia, así como revisar la lista de tareas por hacer, solicitando la intervención humana proactivamente solo en los casos y circunstancias necesarias.

La herramienta ofrece una multitud de indicadores de rendimiento (KPI), riesgo (KRI) y calidad (KQI) para poder analizar y tomar, en consecuencia, las decisiones de mejora adecuadas sobre cada área implicada.

Los usuarios, acorde a sus privilegios, pueden crear y modificar flujos de trabajo, así como determinados eventos, relaciones o reglas (Business Rule Management System), de forma que puedan autónomamente desencadenar cambios menores sobre estos flujos para adaptarse más rápidamente a cambios sobrevenidos.

ART es el resultado natural de años de trabajo en base a analizar las necesidades de nuestra amplia cartera de clientes, partiendo de la experiencia de los problemas que las entidades financieras han tenido históricamente en el despliegue de este tipo de soluciones BPM, elevados costes en tiempos y recursos para luego solo utilizar una parte muy limitada de las utilidades ofrecidas. Mientras que nuestro planteamiento parte de la idea de cubrir el máximo de las necesidades del cliente con el mínimo indispensable de las funcionalidades que son necesarias implantar.

De esta forma, conseguimos una herramienta potente y versátil para facilitar y automatizar procesos de muy diversa índole pero que, en todo caso, implican complejidad en el tratamiento de grandes cantidades de datos y procesos. Así ART puede, por ejemplo, encargarse de manejar todo el flujo de los datos de clientes finales de una entidad o la gestión del ciclo completo de los eventos corporativos desde su registro hasta su distribución a los clientes implicados, o incluso monitorizar y gestionar toda la información relacionada con la tesorería y liquidaciones provenientes de diversos productos, servicios o sistemas de la entidad.

En el plano tecnológico, ART está concebido como un sistema abierto, capaz de integrarse mediante API con los sistemas existentes del cliente o de terceros. Esto lo acompañamos de una metodología de desarrollo e implementación ágil y cercana al cliente que da como resultado soluciones ajustadas a las necesidades y plazos de cada entidad.

ART es una apuesta decidida por estar a la vanguardia tecnológica, no en vano, el sistema ya cuenta con un módulo de verificación de procesos mediante blockchain y la relación que se busca tenga el sistema con el usuario se encamina hacia la configuración de un asistente virtual, que se adapte progresivamente y de forma autónoma a las necesidades de cada tipo de usuario.

Estamos convencidos que el futuro del sector financiero, inmerso en continuos cambios, pasará por implementar soluciones como ART, dónde la tecnología se ponga al servicio de las entidades para hacerles crecer en productividad y eficiencia; posibilitando la focalización de los recursos en aportar propuesta de valor.

thumbnail_Infographic_ok

Profesionales
Empresas