“Antes, el riesgo era España y, ahora, el riesgo es perderse a España”


“Antes, el riesgo era España y, ahora, el riesgo es perderse a España”. Con esa idea tan contundente defiende Jaime García Legaz, secretario de Estado de Comercio, la oportunidad que el país representa como destino inversor en estos momentos para los fondos soberanos de inversión (FSI). Según el Informe Fondos Soberanos 2013, elaborado por Esade, ICEX-Invest in Spain y KPMG, “España es y será uno de los principales destinos de fondos soberanos en Europa”.

De hecho, como recuerda Javier Santiso, profesor de Esade y vicepresidente de EsadeGeo (Center for Global Economy and Geopolitics), “España y sus empresas se convirtieron ya en 2011 en las apuestas europeas preferidas de los FSI, por delante de las inglesas, alemanas o francesas”, una tendencia que, en opinión de los autores del estudio, se ha repetido en 2012 y 2013 y continuará dándose en 2014.

Pero, si algo pone de manifiesto el informe, es el interés que despiertan las empresas españolas con presencia en Latinoamérica para los FSI, quienes las utilizan como “puente” en su desembarco estratégico a lo largo y ancho del mundo. Como destacan los responsables del estudio, “los FSI buscan un retorno que vaya más allá del financiero”. “Hasta hace poco, lo que más le interesaban a los FSI eran las empresas financieras. Sin embargo, hoy día, miran más hacia el sector industrial, con especial predilección por compañías relacionadas con la sanidad, la tecnología y las telecomunicaciones y las infraestructuras”, contextualiza Santiso. Aunque también hacia el inmobiliario, tanto europeo como español, según datos del informe.

Los FSI, “más profesionalizados y transparentes” que antes, a juicio de Antonio Hernández, socio de KPMG para Sectores Regulados, Inversiones Extranjeras e Internacionalización, “no esperaron a la luz verde de Goldman Sachs”, advierte Santiso. “Los inversores sofisticados en 2010 ya miraron y en 2011 ya invirtieron de forma contracíclica en empresas españolas”, señala el vicepresidente de EsadeGeo.

En 2012, operaron 82 fondos soberanos en el mundo, cuyos activos alcanzaron los 5,6 billones de dólares (unos 4,1 billones de euros, aproximadamente). De ellos, los tres mayores FSI son el noruego Government Pension Fund Global, el saudita SAMA Foreign Holdings y el chino State Administration of Foreign Exchange (SAFE), con activos bajo gestión de 715.000, 676.300 y 589.500 millones de dólares, respectivamente.

Aunque los FSI proceden en su mayoría de países árabes de Oriente Medio y asiáticos, es cierto que países africanos y latinoamericanos ya han creado o están en disposición de abrir próximamente FSI propios.

Noruega, cuyo fondo soberano es el mayor del mundo, tiene invertidos hasta 15.000 millones de dólares en España. Sus diez principales posiciones nacionales en cartera son Santander, Telefónica, BBVA, Inditex, Iberdrola, Repsol, Ferrovial, Amadeus, Gas Natural y Grifols, enumera el informe.

Noticias relacionadas

Lo más leído