Análisis: Distintas figuras de empresas de servicios de inversión, distintas capacidades


Como si de un juego de muñecas matriuskas se tratara, las empresas de servicios de inversión (ESI) españolas encajan unas con otras en sus funciones. La CNMV contempla cuatro figuras que se han ampliado a seis con el desdoblamiento de las agencias de valores. Así, de mayor a menor. conviven en el mundo de la inversión las sociedades de valores, agencias de valores, sociedades gestoras de carteras y empresas de asesoramiento financiero o EAFI.

Las EAFI han sido las últimas en llegar al panorama inversor español. La primera, Abante Consejeros Financieros Independientes, fue aprobada en abril de 2009 y actualmente hay 103 registradas en la CNMV, con la bilbaína Finconsult Partners como la última dada de alta en septiembre. Estas empresas tan sólo pueden ofrecer asesoramiento en materia de inversión a empresas e inversores sobre estructura del capital, fusiones, adquisiciones, etc. y elaborar informes de inversión y análisis de inversión. Según los últimos datos disponibles correspondientes al primer semestre del año, el patrimonio asesorado por las EAFI asciende a 14.663 millones de euros, un 11% menos que lo que asesoraban un año antes y un 10% menos en un semestre.

Desde su nacimiento, estas empresas han concentrado a su alrededor gran interés por lo que pueden suponer para el sector del asesoramiento español en materia de independencia. Cuentan con dos asociaciones que defienden sus intereses (Aseafi y EAF, del Colegio de Economistas) y recientemente también se ha lanzado un think tank que tiene como objetivo fomentar el asesoramiento independiente. Sólo el tiempo dirá si cuaja esta figura en el panorama español del asesoramiento y la posible prohibición del cobro de retrocesiones que contempla MiFID II supondrá una dura prueba para estas empresas.

Siguiendo en la escala de capacidades aparecen las sociedades gestoras de carteras, que a todas las funciones de las EAFI añaden su habilitación para la gestión discrecional de carteras. Tan sólo existen seis sociedades de este tipo registradas en la CNMV y su beneficio en los nueve primeros meses del año fue de 728.000 euros, un 16% más que los beneficios obtenidos en el mismo periodo del año anterior. Cuentan con activos totales de 40,6 millones y abarcan en torno al 3% del patrimonio español dirigido a la inversión, con tendencia ligeramente bajista. Una de las razones es que ahora son seis las entidades, frente a las ocho de hace meses.

Y es que en los últimos años, estas entidades han visto reducido su protagonismo, debido a las obligaciones impuestas por el supervisor, que provocaron que se integraran en sus respectivos grupos bancarios aquellas gestoras de cartera dependientes de algún banco o caja.

Los tres tipos de agencias de valores

Subiendo un escalón más en la escalera de capacidades se encuentran las agencias de valores, que se dividen en tres según su capital social. Obviamente, a menor capital exigido, menos opciones en el ámbito de la inversión. Existen tres niveles: las que tienen un capital social mínimo de 500.000 euros (que son las tradicionales), las de 300.000 euros (tradicionales no miembros del mercado) y las de 120.000 euros, que también se conocen como agencias de valores simplificadas, según explican desde Deloitte.

Actualmente, hay registradas en la CNMV 41 agencias de valores, de las que 12 tienen más de un millón de euros de capital social; 22, entre 500.000 euros y un millón, y cinco con entre 300.000 y 500.000 euros. Tan solo dos tienen menos de 300.000 euros de capital.

Aunque es amplio el espectro de capacidades que cubren las agencias, dentro de esta figura hay una gran heterogeneidad en sus actividades. Según publicó Funds People recientemente , algunas se dedican al asesoramiento, otras a la gestión discrecional de carteras, otras se centran en la representación de gestoras internacionales... En los nueve primeros meses del año, según datos de la CNMV, las agencias de valores registraron un beneficio neto de 2,9 millones, frente a los 6,2 millones que obtuvieron en el mismo periodo de 2011.

Por último, en este recorrido por las empresas de servicios de inversión aparecen las sociedades de valores, que vienen a ser las hermanas mayores de todas estas empresas. Existen 47 registradas en la CNMV, de las que 35 son miembros de bolsa y 12 no lo son. En los nueve primeros meses de 2012, estas empresas obtuvieron un beneficio neto de 107 millones, frente a los 149 millones del mismo periodo de 2011.

En total, las empresas de servicios de inversión (exceptuando las EAFI, de las que solo se recogen datos semestrales), ganaron 110,7 millones de euros hasta septiembre, el 29,13% menos que los 156,2 millones registrados en el mismo periodo del año anterior.

Las capacidades de las Empresas de Servicios de Inversión
 
ActividadSVAV(1)AV(2)AV(3)SGCEAFI
Recepción, ejecución de órdenes por cuenta de tercerosSISISISIXX
Negociación por cuenta propiaSIXXXXX
Gestión discrecional de carterasSISISIXSIX
Colocación de instrumentos financierosSISISIXXX
AseguramientoSIXXXXX
Asesoramiento en materia de inversiónSISISISISISI
Depósito y administración de instrumentos financierosSISIXXXX
Concesión de créditos y préstamos a inversoresSIXXXXX
Asesoramiento a empresas e inversores sobre estructura del capital, fusiones, adquisiciones, etc.SISISIXSISI
Servicios relacionados con el aseguramientoSISISIXXX
Elaboración de informes de inversión y análisis de inversiónSISISIXSISI
Servicios de cambio de divisasSISISIXXX
Fuente: Deloitte. SV: Sociedad de Valores. AV(1): agencia de valores con capital social de 500.000 euros. AV(2): agencia de valores con capital social de 300.000 euros. AV(3): agencia de valores con capital social de 120.000 euros. SGC: Sociedad Gestora de Carteras. EAFI: Empresas de Asesoramiento Financiero

 

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Anterior 1 2 Siguiente

Lo más leído