Altair Finance AM: “Los mercados están a precios desorbitados, no encontramos nada barato”


Las perspectivas macroeconómicas de la gestora no son muy halagüeñas. A corto plazo, observan un entorno muy poco favorable con indicadores que claramente predicen una recesión. “Lo que más nos preocupa es la situación de los mercados financieros. Las condiciones financieras favorables han llevado a los mercados a precios desorbitados. Mires donde mires no encontramos nada barato. Para lograr oportunidades tienes que mirar en compañías olvidadas por el mercado, que quizá sean poco líquidas”, ha explicado Salvador Díaz, gestor de fondos de renta fija y mixtos.

Eso sí, consideran que es más probable una recesión financiera que en la economía real, donde la tendencia a largo plazo sigue siendo favorable. “Nos preocupa que el mercado crea que todo gira alrededor de los bancos centrales. Al final, las bolsas están muy caras y los spreads de crédito muy estrechos, especialmente en la parte de más riesgo”, ha apuntado Díaz.

Por eso infraponderan la mayor parte de activos de riesgo. Mantienen las carteras con una posición conservadora a la espera de correcciones de mercado que lleven a los activos a niveles normales de valoración. “Pocas veces hemos visto tanta dispersión entre los gestores en España”, ha asegurado Antonio Cánovas del Castillo, CIO de Altair Finance AM, en referencia a este desajuste de precios en mercado. Con respecto al debate entre gestión activa y pasiva, Cánovas del Castillo ha sugerido: “En un ciclo alcista probablemente la gestión pasiva tiene más sentido, pero en momentos de curvas me gusta la gestión activa. Te permite ser mucho más selectivo, ahí es donde se genera realmente valor”.

Gama de producto

Altair Renta Fija Defensivo, su producto más conservador, acaba de cambiar su filosofía de inversión para presentarse como una alternativa a la liquidez, además de reducir su comisión de gestión. Este producto, cuyo objetivo de volatilidad es inferior al 1% en la casa, lo describen como un “puerto refugio de los clientes”.

No en vano, sus productos históricos son los mixtos, donde tienen dos versiones. Altair Patrimonio II, que puede tener hasta un 10% en renta varaible por lo que materializa la gestión activa principalmente en renta fija; y Altair Inversiones II, que tiene flexibilidad total para invertir entre el cero y el cien por cien tanto en bolsa como en bonos. “El objetivo es que sea el gestor el que se mueve y no los clientes”, ha asegurado Borja Aguiar, director de negocio institucional de la gestora.

Por último, y con el objetivo de despuntar también en fondos puros de renta variable, lanzaron en 2016 Altair European Opportunities, que principalmente busca “la consistencia a largo plazo”. Para ello, la firma incorporó a Juan Cánovas y Alberto Sánchez en el mes de abril.

Tal y como estos han comentado, su enfoque se basa en el análisis fundamental. Miran compañías de calidad con retornos altos sobre el capital, que obtengan márgenes altos en sus negocios, que generen caja y con poca deuda. “Intentamos buscar compañías buenas y, una vez que lo hemos determinado, hacemos la valoración. Solo cuando nos parece atractiva invertimos. Adicionalmente, hemos dejado alrededor de un tercio de la cartera para una filosofía más oportunista. Es decir, cuando vemos compañías interesantes que en algún momento, por precio, entraríamos”, ha explicado.

Actualmente, España pesa alrededor de un 40% del fondo, aunque la idea es que este porcentaje se reduzca a medio plazo. Con respecto al posicionamiento actual de la cartera, el sector industrial pesa en torno a  un 25%, seguido de servicios financieros (15%) y consumo duradero y salud (10%). Por el contrario, “en los sectores muy cíclicos, como el bancario, donde es muy difícil un retorno aceptable sin apalancamiento, es muy difícil invertir ahora”, han justificado.

Visión de la industria

Desde Altair Finance AM, pronostican unos años de cambios en la industria de gestión de activos. “Va a cambiar radicalmente, aunque el entorno y la regulación no acompaña”, ha criticado Cánovas del Castillo. “Hay una asignatura pendiente para la gestión en España. Ésta se va a mover a través de un proceso de concentración, fusiones y racionalización de medios, aunque el regulador no está facilitando el negocio”, ha añadido.

Otro tema pendiente es el de las cuentas ómnibus. “Sigue habiendo una enorme resistencia por parte de los comercializadores de que se comercialicen fondos con ISIN español”, ha rematado el experto.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído