Altair EAFI registrará en Luxemburgo los fondos que asesora bajo el paraguas de Santander AM


Altair Finance EAFI se unirá en breve al grupo de entidades que, como recientemente ha hecho Abante o Bestinver AM, entre otros, están dando el salto a Luxemburgo para ver crecer su negocio, con el registro de una sicav con los tres productos (dos fondos de inversión y uno de pensiones) que asesora bajo el paraguas de Santander AM (antes Banif).

Es el siguiente capítulo de una historia que empezó hace más de una década, cuando Aline Baert y Antonio Cánovas del Castillo del Rey intuyeron la necesidad de un cambio en el servicio de asesoramiento que constituye hoy uno de los pilares sobre los que se asienta la reestructuración del negocio y el surgimiento de las EAFI. “Era un concepto más centrado en el producto que en el cliente y nosotros pensábamos que tenía más sentido ofrecer un servicio más independiente y global”, explica Cánovas del Castillo del Rey.

Frente a lo que considera un erróneo punto de partida del anterior modelo, que pretende que el cliente tome las decisiones, él apuesta por otro en el que esa responsabilidad recaiga en el gestor, porque “el cliente casi siempre llega tarde y mal”. Como la normativa establece que el asesor no puede tomar decisiones sin el consentimiento previo del cliente y eso ralentiza los movimientos del profesional, Cánovas del Castillo del Rey se asoció con Baert para crear dos fondos de inversión, con distinto perfil de riesgo, y uno de pensiones que dieran respuesta a sus clientes simplificando los procesos. Ambos empezaron a asesorar los fondos (Banif Global 3-98 y Banif Global Universal), como agentes bajo el paraguas de Banif, en el año 2003, y después el fondo de pensiones Banif Dynamic Growth, en 2005.

Ahora, la CNMV no permite que un agente actúe como asesor de fondos, por lo que en mayo de 2012 se constituyeron como EAFI, Altair Finance, inscrita en la CNMV con el número 95, y dejaron de ser agentes. La entidad actúa como asesora de los tres productos, que cambiaron de nombre en enero (Altair Patrimonio, Altair Inversiones y Altair Crecimiento), y cuentan con Santander AM como entidad gestora tras la integración de Banif. Aunque la idea es seguir bajo el paraguas del grupo, la constitución de una gestora propia es un paso natural en el que ya están trabajando. El otro gran plan es establecer esa sicav en Luxemburgo clónica de sus fondos. El año pasado, su volumen de activos asesorado creció un 65%, hasta xxx millones de euros.

Flexibilidad: la bandera

Su proyecto de gestión, centrada en el cliente y no simplemente en batir los mercados, se basa en la flexibilidad, la simplificación de los procesos y la sencillez para el cliente. “La clave es tener el menor número de productos posible que cubra las necesidades de la mayoría de clientes, en lugar de tener una cartera diferente para cada uno. Eso simplifica mucho la gestión y se nota en los resultados”, explica el experto. Con todo, además de esos tres fondos, también trabajan con productos de terceros, sobre todo fondos, aunque creen que así ofrecen poco valor añadido.

Los asesores reniegan de los compartimentos estancos por clases de activos y creen en una gestión mixta y flexible que permite ganar también en momentos de crisis. Una filosofía que ganó fuerza tras la crisis de las puntocom y que se centra en invertir en un activo u otro en función del momento. “No hay inversiones buenas o malas, solo caras o baratas”, dice Cánovas del Castillo del Rey. Por eso, si la renta fija ofrece valor, no cree que tenga sentido exponerse al riesgo de la variable.

Una estrategia clave en sus fondos durante el año pasado, tanto en el Altair Patrimonio, más conservador, como en el Altair Inversiones, más agresivo, que ganaron el 18,35% y el 29,38% respectivamente. Todo, gracias a dos momentos clave: el cambio de posiciones en renta fija española hacia italiana en febrero –en un momento de estrés para Italia y normalidad para España que después se tornó–, y en junio-julio, con dificultades para España que aprovecharon para comprar. Esas oportunidades limitaron la exposición media a bolsa en el fondo más agresivo al 50%. Es más, en 11 años ha habido tres momentos en los que el fondo agresivo no ha tenido exposición a bolsa, ya sea porque la oportunidad estaba en deuda o por los riesgos del activo.

“La crisis es larga pero en 2013, los movimientos de mercado serán más atenuados porque el BCE no permitirá el descontrol”, explica, y cree que aún hay oportunidades en renta fija, aunque no tan fuertes como las del año pasado, sobre todo en el mercado primario. Con respecto a la bolsa, cree que en algún momento la prima compensará más por el riesgo asumido que la renta fija, ofreciendo gran valor, aunque aún no lo ve claro.

Otra EAFI que asesora fondos

Tras constituirse como EAFI, Altair se une así al grupo de empresas de asesoramiento financiero que asesoran fondos de inversión en manos de otras gestoras. Por ejemplo, esta fórmula fue aplicada en abril de 2011 por Serfiex Investments EAFI, con un fondo (Serfiex PIB Mundial RV) que empezó a asesorar bajo el paraguas gestor de Trea Capital. Por su parte, BSG Prometeo es un fondo de inversión flexible y global gestionado por A&G Fondos SGIIC y asesorado por Ágora Asesores Financieros EAFI y mercado Abaco Global, lanzado y gestionado por UBS Gestión pero asesorado por la EAFI Ábaco.

El futuro de las EAFI

Aunque creen que es una figura fundamental ante la experiencia pasada con los bancos, los socios de Altair coinciden en que se enfrentan a la gran dificultad de hacer que los clientes estén dispuestos al pago por el servicio de asesoramiento, puesto que “con los bancos tienen la impresión, aunque falsa, de no pagar nada”, dice Baert. Con respecto a la potencial prohibición de retrocesiones, Cánovas del Castillo del Rey considera que “se puede vivir sin ellas –ellos no las cobran en los fondos de terceros que asesoran– al igual que se puede no crecer con ellas”.

Para el experto, esa no es la cuestión: “Lo más importante es no mirar con tanta desconfianza a la figura, atándola de pies y manos y a la vez pretendiendo que compita en un mercado que cambia a pasos agigantados”, dice. Por eso cree que es muy importante que reguladores, supervisores y la industria quiten trabas a la figura para que pueda realizar su trabajo, por ejemplo, eliminando la prohibición de tramitar órdenes. Para el experto, habrá garantía cuando “haya muchas EAFI independientes y el asesor final esté bien asesorado”.

También cree importante que las entidades sean capaces de ofrecer un servicio global a los clientes, como hacen en Altair Finance EAFI. En su caso, y además del asesoramiento financiero con la EAFI, tanto con producto propio como de terceros, hay otras tres patas: la del servicio fiscal, jurídico y de planificación personal integral, que ofrecen a través de sociedades separadas de la EAFI.

Profesionales
Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído