Tags: Latam |

Algunos expertos consideran que los jueces no aceptarán la propuesta de Argentina


El Gobierno argentino ofreció a dos fondos buitre y trece inversores minoristas dos alternativas:

La primera consiste en títulos sin quita con vencimiento en 2038. Pagarán una tasa de interés de entre 2,5% y 5,25% y se otorgarán únicamente hasta 50.000 dólares. Además, para esta opción se hará un pago en efectivo de los intereses atrasados desde 2003, hasta la fecha en que se haga la emisión. También habrá una emisión de cupones PBI.

Por su parte, la otra alternativa se basará en bonos con quita (discount) y que como atractivo ofrecerán el pago de una tasa mayor (8,28% anual). Los intereses atrasados se pagarán en efectivo y se otorgará un bono global 2017 para los intereses futuros. También habrá una emisión de cupones PBI para quienes opten por esta alternativa.

La opinión de los expertos

Ahora, será la Justicia de los Estados Unidos la que deberá decidir si acepta o no la propuesta de Argentina. Desde el banco JP Morgan, el analista Vladimir Werning señaló que "la oferta es una copia carbón" del canje 2010 que no le brinda a la Corte una "fórmula alternativa plausible a la establecida por Griesa". Asimismo, agregó que espera que la Corte falle en contra de Argentina. "Esperamos que si Argentina no tiene éxito en esa cruzada intentará re-rutear los pagos de los bonos de deuda externa". Para él, la oferta no entusiasma por la forma en la que define los intereses vencidos.

Por otro lado, pero en la misma línea de pensamiento, Joshua Rosner, director de la firma Graham Fisher & Co. indicó que "la Corte no quiere escuchar que la Argentina pagará los intereses vencidos en base a un contrato completamente diferente al original". Felix Salmon, periodista de la agencia Reuters, muy cercano a Wal Street escribió en su columna: "Ésta es una oferta que los demandantes no pueden aceptar, y la Argentina lo sabe. Es difícil creer que los tribunales de Nueva York, después de haber llegado tan lejos como lo han hecho, la consideren un remedio remotamente adecuado".

Por su parte, Ricardo López Murfhy, ex ministro de Economía de Argentina, declaró: "Yo esperaba otra cosa, algo que hiciera factible a los jueces aceptarla con el convencimiento de que está acorde. Mi sensación es que la propuesta no les da a los jueces el mecanismo para aceptarla". Asimismo, añadió, "yo creo que hubiese sido mejor la disputa en este caso 1.300 millones, que hubiese ofrecido un bono que fuera equivalente en costo a esto, a 35 años, lo hubiese hecho con la lógica de adaptarme a la sentencia" siguió el ex funcionario de la cartera económica.

Lo más leído