Ahorro Corporación ve signos positivos en las estructuras de garantizados lanzadas en 2011


Se acerca el final de 2011 y en un mercado que presenta continuas marejadas, se pueden observar algunas señales de luz positivas en las estructuras de garantizados, unos cambios que benefician al partícipe, según señala Ahorro Corporación. A la hora de comparar los productos comercializados en el último trimestre de 2010 con los lanzados este año, se ponen de manifiesto dos diferencias, según se recoge en la web de la entidad:

1.- El aumento de la rentabilidad garantizada. El hecho de que las condiciones del mercado hayan sufrido cambios, unido a las nuevas emisiones de deuda en niveles máximos, ha dado la posibilidad a los gestores de crear estructuras más atractivas y competitivas. Si durante el año pasado, el conjunto de garantizados de rendimiento fijo y rentas ofrecía una rentabilidad media del 2,13 %, durante este año se ha elevado hasta el 3,5%, 134 puntos básicos más.

2.- Rebaja de la duración media, a los 3 años. La duración de los fondos solía rondar los tres años y medio, pero en el último año se ha visto reducida debido a las peticiones que existían para establecer unos plazos de garantía cada vez menores. La entidad tiene la posibilidad de ofrecer al cliente una rentabilidad atractiva durante un plazo superior a la de otros productos, como los depósitos. El mercado de fondos se ha ido adaptando a las preferencias de los inversores, que en los últimos meses se han posicionado con un perfil más conservador. De los garantizados que se lanzaron en el último trimestre de 2010, el 53,4% correspondía a asegurados de renta variable, frente al 25,6% de este año. Los garantizados de rendimiento fijo suponen actualmente un 56,4% de los lanzamientos. Estos productos de garantía fija han tomado el relevo de los productos ligados a la bolsa, que han visto reducida su presencia. Dentro de los garantizados de renta fija, también es relevante el caso de los garantizados de rentas, que aumentan su presencia, pasando de un 4% a un 17,9% del total.

En el caso de AC Gestión, los productos de rendimiento fijo están ofreciendo TAE máximas del 3,5% a tres años, mientras que en las estructuras ligadas a la renta variable se buscan diseños que puedan recoger con mayor vigor la posible remontada bursátil.

Empresas

Noticias relacionadas

Lo más leído